Un museo de Washington suspende una exposición de fotografías de Robert Mapplethorpe

La Corcoran Gallery reconoce haber sufrido presiones políticas para no inaugurar la muestra

La Corcoran Gallery of Art de Washington, uno de los museos más importantes de Estados Unidos, ha suspendido una exposición de más de 150 fotografías de Robert Mapplethorpe, fallecido el pasado mes de marzo, a la edad de 42 años, a consecuencia del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA). La exhibición Robert Mapplethorpe: The perfect moment incluía fotografías de erótica homosexual, además de un gran número de imágenes sadomasoquistas. La galería ha sido acusada de haber cedido a las presiones de los políticos republicanos. La muestra tenía subvención oficial.

Un grupo de unas cien personas se manifestaba ayer en las puertas del museo en contra de la suspensión de la exposición de Mapplethorpe. Los manifestantes portaban fotografías del artista tan polémicas como las que no se podrán ver en el interior y numerosas pancartas en las que se podían leer frases como: "No mezclar la política con el arte", "políticos fuera" o "respetad la libertad de expresión". El museo se halla situado muy cerca de la Casa Blanca, en el conocido Mall de la capital federal."Nuestra decisión ha sido tremendamente meditada", aseguró la directora de la Corcoran, Christina Orr-Cahal, el pasado lunes, cuando se hizo pública la polémica decisión. La exposición, una retrospectiva de la última época de Mapplethorpe, uno de los fotógrafos más importantes de su generación, debía inaugurarse el día 1 de julio. La cancelación de la muestra ha provocado una fuerte polémica en los círculos artísticos de Washington.

Orr-Cahal explicó que la suspensión de la exposición se produjo cuando la Corcoran Gallery reconoció que los trabajos de Mapplethorpe iban a exponerse "en un mal lugar y en un mal momento". En un intento de evitar las acusaciones de tipo político, recordó que su museo se había mantenido apolítico durante los últimos 120 años y que su espíritu siempre fue crítico, "en un marco social en el que la presencia federal condiciona los comportamientos de la gente".

La retrospectiva de Mapplethorpe había sido organizada por el Instituo de Arte Contemporáneo (ICA) de la universidad de Pennsylvania. Se trata de una muestra itinerante de 150 fotografías que ya había sido exhibida en Filadelfia y Chicago.

La muestra consiguió un gran éxito en esas dos ciudades, según el ICA, que había recibido 30.000 dólares de ayuda oficial procedentes de la Fundación Nacional para las Artes, National Endowment for the Arts (NEA). Ese patrocinio indirecto de la exposición y la llegada al Capitol Hill de los primeros catálogos fueron el inicio de la guerra de llamadas y presiones que hicieron sucumbir al museo e impedir que su orgullosa despolitización sólo haya durado 120 años.

La Prensa washingtoniana se ha ocupado durante toda la semana del caso, mientras en la Corcoran Gallery se limitan a repetir el comunicado oficial. "No tenemos nada más que decir, ya lo hemos dicho todo", aseguraron fuentes próximas a la dirección del museo. La Corcoran Gallery of Art fue fundada en 1869 por William Wilson Corcoran para "estimular el genio americano".

En su comunicado la dirección de la Corcoran comentaba que "la polémica no es nueva para nosotros" y que la retirada de la exposición no es un comentario sobre el trabajo del artista, ni tampoco una abrogación de los derechos de libre expresión de los artistas".

La polémica continúa y las más prestigiosas organizaciones de arte de la ciudad, como la Washington Project For The Arts, critican a los republicanos el haber impedido el desarrollo de la muestra. Las fotografías de Mapplethorpe, ajenas a esta marejada política que afecta directamente a la libertad de expresión, siguen embaladas a la espera de ser enviadas a Hartford, Berkeley y Boston.

Decepción

La decisión de la Corcoran Gallery ha provocado también la decepción de los responsables del ICA. El director de ese instituto de la universidad de Pennsylvania ha declarado que "la muestra no ha provocado en los anteriores casos desaprobación ni quejas por parte de ningún tipo de público, pero yo no puedo opinar sobre lo que ha ocurrido en Washington, porque no conozco el carácter real de la ciudad".Las fotografías de Mapplethorpe, de gran calidad, son tan perversas como reales. El fotógrafo se introdujo como nadie en el mundo homosexual neoyorquino, donde captó imágenes como dos jóvenes orinando sobre el pecho de su pareja, o escenas de agresión sexual sadomasoquista. Sus trabajos giraron también en torno a la belleza masculina. En sus fotos destacó siempre la imagen de sus modelos de color.

La presión política se dirigirá ahora, y de ello se encargarán los senadores republicanos, a poner en entredicho la función de la NEA. Para muchos republicanos, como el senador por Nueva York Alfonse d'Amato, la NEA no debería apoyar con fondos públicos trabajos artísticos que pueden ofender la sensibilidad de parte del público norteamericano.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 16 de junio de 1989.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50