CAMBIOS EN EL ESTE

Solidaridad obtiene 160 de los 61 escaños disputados

, Los resultados oficiales que confirman la abrumadora victoria de la oposición de Solidaridad y el humillante revés para el partido comunista fueron publicados ayer, cuatro días después de las elecciones legislativas en Polonia. Solidaridad ganó 160 de los 161 escaños que disputaba a otros candidatos y ganó en la primera vuelta 92 de los 100 escaños del Senado. Se espera que en la segunda ronda del 18 de junio se haga con el único escaño de diputado que no confirmó y con los restantes ocho puestos del Senado.

La inmensa mayoría de los candidatos del régimen a escaños en el Sejm (Parlamento) adjudicados desde un principio a la coalición oficial tendrán que acudir a la segunda ronda electoral al no haber conseguido la mitad de los votos emitidos.Sólo dos de los 35 integrantes de la Lista Nacional cerrada, todos ellos altos cargos en el partido y en el Estado, lograron superar el 50% necesario para acceder a un escaño. Uno es Mikolaj Kozakiewicz, un dirigente del partido campesino que ha destacado por sus análisis pesimistas y realistasde la situación polaca. El otro, Adam Zielinski, parece haber logrado no ser tachado por más del 50% por hallarse al final de la lista en orden alfabético. En su mayoría los electores han tachado la Lista Nacional con dos trazos diagonales cruzados. El nombre del último de la lista quedaba libre de tachadura. Pocos dudan que Zielinski es un electo casual.

Reanudar el diálogo

Las autoridades polacas y dirigentes de Solidaridad se reunieron ayer en Varsovia para reanudar el diálogo tras la gran victoria electoral de la oposición del domingo pasado y buscar una solución rápida para garantizar el acceso a escaños parlamentarios a los dirigentes reformistas del partido que no consiguieron el requerido 50% de los votos en la Lista Nacional cerrada. Entre ellos están el primer ministro, Mieczyslaw Rakowski, y el ministro del Interior, Czeslaw Kiszczak.

Ayer, al comienzo de la reunión entre las autoridades y la oposición en la sede del Sejin, Kiszczak felicitó al líder de Solidaridad, Lech Walesa, por su victoria electoral. Este agradeció el gesto y declaró que Solidaridad hará que sea una victoria por el bien de toda Polonia.

Ayer se esperaba un rápido acuerdo entre las dos partes para que los defenestrados de la Lista Nacional puedan ocupar sus escaños. Solidaridad se ha declarado dispuesta a aceptar cualquier oferta legal del poder para que los miembros de esta lista entren en el parlamento.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí

Según el sistema electoral elaborado para estas elecciones por la Mesa Redonda, la Lista Nacional no puede acudir a la segunda ronda del 18 de junio. Ayer se barajaban en Varsovia dos opciones para solventar el conflicto entre la Constitución, que establece un Sejin de 460 escaños y una ley electoral claramente deficiente que hacía posible que 35 escaños quedaran vacantes. El portavoz de Solidaridad, Janusz Onyskiewicz declaró: "Queremos que [los miembros de la Lista Nacional] asuman sus escaños porque sin ellos el Parlamento pierde. Necesitamos allí a nuestros interlocutores".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS