Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sting culpa a los países industrializados de la destrucción de la Amazonia

El cantante Sting pidió ayer en Madrid que los países industrializados asuman su parte de culpa en la destrucción de la Amazonia y reclamó fórmulas para que Brasil pueda afrontar su deuda internacional y salir de la pobreza. Sting, recién llegado a España en busca de ayuda para la protección de la Amazonia, pidió que cese el despilfarro en armas nucleares y recalcó que la destrucción de la selva perpetrada por los brasileños que han de buscar refugio fuera de las ciudades "tiene algo que ver con la desesperación".

Invitada por la Sociedad Estatal V Centenario, la embajada ecológica integrada por el jefe indio de la nación kayapo, Raoni; el portavoz de los tratados indios internacionales, el sioux Red Crow (Cuervo Rojo); el indio Megarón, director del parque indígena de Xingu; el presidente de la Fundación Selva Virgen, Jean Pierre Dutilleux, y la esposa de Sting, Trudie, reclamó ayuda para iniciar el próximo mes la construcción de un parque natural de 180.000 kilómetros cuadrados en territorio amazónico brasileño y para reivindicar la protección de las tribus que lo pueblan. El proyecto tiene un presupuesto de 400 millones de pesetas. Luis Yáñez, secretario de Estado de Cooperación Internacional, dio la bienvenida al grupo, que será recibido mañana por el Rey y el presidente del Gobierno.Con un tocado de plumas amarillas y en un brasileño dificílmente comprensible por el gran disco color ladrillo que dilata su labio inferior, Raoni hizo un pormenorizado relato de las desgracias que el hombre blanco ha llevado a las tribus amazónicas, y recordó que si la selva desaparece -los expertos calculan que en 20 años no existirá si no se actúa antes- también el hombre blanco morirá.

Sting declaró en conferencia de prensa que ha solicitado el Premio Nobel de la Paz para Raoni en Oslo, anterior escala de su gira mundial iniciada en París el 12 de abril. El cantante rehusó hacer declaraciones sobre su carrera musical y sobre la actitud de las autoridades brasileñas, aunque señaló que éstas habían dado luz verde a la creación del parque natural.

Posteriormente, se proyecto en el Palacio de Congresos la película Raoffi, realizada por Dutilleux hace 10 años. El film refleja las experiencias de la nación kayapo en los inicios de su lucha contra la deforestación de la Amazonia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 7 de mayo de 1989