Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

El difícil equilibrio entre literatura y mercado

Ocho autores de éxitos de venta preparan ya sus próximas obras

Su vida consiste en conseguir hipnotizar con sus historias a miles de lectores. En crear ideas, situaciones y personajes sin parar. Son ocho: Eduardo Mendoza, Juan José Millás, Jesús Ferrero, Antonio Muñoz Molina, Manuel Vázquez Montalbán, Julio Llamazares, Félix de Azúa y Rosa Montero. Ellos se han paseado durante los últimos meses por los primeros puestos de las listas de libros de ficción más vendidos; las polémicas listas, reflejo de unos momentos en los que la literatura, al igual que otras artes, está pasando por ser un elemento más del mercado comercial.

El éxito de venta depende en muchos casos de factores que escapan al valor literario. "Hoy, el editor está muy condicionado por los departamentos comerciales", dice Jaime Salinas, ex director general del Libro y Bibliotecas durante tres años y actual director de Aguilar.Se lamenta Salinas de que las circunstancias actuales estén .obligando a los editores a hacer libros que duran poco", y aboga porque se establezca un equilibrio, en el campo de la novela, entre el componente económico y el cultural.

Lo que escriben los ocho tiene que competir en un país de escaso número de lectores, en el que el pasado año se publicaron 38.000 títulos, 10.000 de ellos novedades, y en el que un éxito editorial puede suponer una venta que va desde los 20.000 ejemplares hasta los 100.000, mayor en casos aislados.

Envueltos o no por las redes del mercado y sus reglas del juego, pero no por ello haciendo abstracción de su responsabilidad por mantener vivos los circuitos entre la vida y la imaginación, los ocho se encuentran una vez más entregados a su capacidad creativa. Sus dedos, enloquecidos, continúan tocando las teclas del piano de las letras para componer nuevas sinfonías de ficción.

Eduardo Mendoza está comenzando a bucear por una novela "intimista, metafísica y pachanguera" que, todavía sin argumento estructurado, cuenta la trayectoria personal de un individuo rodeado por unos personajes aún no definidos y que no transcurre en Barcelona. "Así lo he decidido por voluntad calculada. Esta vez quería salirme de Barcelona", explica el autor de La ciudad de los prodigios. En breve entregará a una editorial un original sobre la Barcelona modernista.

Y, celoso de la bella Barcelona, Madrid protagonizará, bajo la pluma de Juan José Millás, un relato autobiográfico en el que el autor cuenta su relación con la Villa y adorna sus recuerdos con grandes dosis de fantasía y ficción. Ver Madrid será el título de la novela-ciudad que Millás convertirá "en un relato autobiográfico en el que utilizaré los mismos recursos que para una novela: memoria, realidad y ficción".

Entre calles y recuerdos, Millas está prestando especial interés a sus sensaciones para construir su próxima novela. "Está creciendo dentro de mí".

Unas creaciones están en período embrionario y otras han llegado ya al punto de ver la luz. Por primera vez, un yo femenino será protagonista de la obra que Jesús Ferrero ha terminado ya de escribir. "Una antihéroe, por oposición a la imagen de héroe de mis primeras novelas, que, en su condición de constante meteca (nace en una pequeña ciudad castellana y su vida transcurre entre Barcelona, Madrid y Berlín), se enfrenta a la vida entre los años cincuenta y los ochenta".

Persecución y secuestro

Antonio Muñoz Molina monta, también en Madrid, una persecución entre miembros de una organización clandestina. "Se llamará Beltenebros", dice Muñoz Molina, "y en ella no habrá referencias inmediatas de costumbrismo, aunque sí tendrá un carácter documental y una intención de novela gótica".La nueva peripecia de Carvalho ya está concluida. Vázquez Montalbán le ha colocado ante el caso El delantero centrofue asesinado al atardecer. Además, bajo la firma de Vázquez Montalbán, se darán cita en la imprenta un libro de poemas y una obra teatral. Esta última, con el nombre de Le voyage, responde a un encargo del Théátre National Populaire de France. El autor catalán se encuentra además, desde hace años, inmerso en Galindez. "Una novela basada en un hecho real que trata del secuestro de un exiliado vasco en Nueva York".

Desde el Nuevo Continente, las letras saltan las aguas atlánticas para realizar un paseo por el río Curueño, personaje-objeto del próximo escrito de Julio Llamazares que ya apareció en su primera novela, Luna de lobos, y que en esta ocasión es el primer actor de un libro de viajes titulado El río del olvido. "Es un recorrido que realicé a pie, hace seis o siete años, durante varios días", explica Llamazares.

En cuanto a novela, "tengo prisa por escribir, pero no puedo escribir deprisa", dice.

En esta misma onda de descanso creativo se encuentra Félix de Azúa. Mientras está "redactando pruebas para una próxima novela, todavía vagas y fluctuantes", Félix de Azúa se está dedicando a recopilar más de 20 artículos de ensayos sobre filosofia del arte.

Y los hay que, como Rosa Montero, no dan respiro a sus circuitos de la creación. La autora de Amado amo se ha metido nada menos que en "la más larga, la más ambiciosa de las novelas que he escrito". Una ficción sobre un mundo paralelo al que acoge a los mortales, en el que caben la decadencia, el amor y la muerte. Un mundo nuevo, con novedad de religiones y relaciones sociales, recorrido en siete años por una protagonista a partir de sus 13 años.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 23 de octubre de 1988