Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Jordi Pujol, recibido en Uruguay con honores de jefe de Estado

ENVIADO ESPECIAL El presidente de la Generalitat, Jordi Pujol, inició ayer a las 11.30, hora local (16.30, hora española) su visita oficial a la República de Uruguay, primera etapa de la gira suramericana de 10 días que le llevará posteriormente a Brasil. Pujol resaltó en su primer discurso en Montevideo que con su visita a Uruguay "Cataluña cumple una antigua deuda de gratitud con el pueblo uruguayo", que acogió a muchos exiliados catalanes tras la guerra civil española. Uruguay ha declarado huésped de honor a Pujol durante los tres días que durará su visita oficial a este país de tres millones de habitantes y de una extensión similar a la de Cataluña.

El decreto de la presidencia de la república publicado ayer concede a la visita rango oficial. Según fuentes de la Generalitat, Pujol recibe un tratamiento equiparable al del jefe de Estado. En las calles de Montevideo es fácil ver carteles del presidente de la Generalitat. Pujol tiene a su disposición coches oficiales, policías motorizados y toda una serie de complementos característicos de este tipo de viajes.

Pujol, que fue recibido en el aeropuerto de Carrasco por la ministra de Cultura, Adela Reta, y por el embajador español, asistió a un almuerzo oficial que le ofreció el presidente de la república, Julio María Sanguinetti.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 29 de agosto de 1988