Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Energía nuclear

Deseo elevar una voz más en favor de nuestro derecho constitucional a un medio ambiente adecuado. Ello se deriva del informe publicado en EL PAÍS el día 31 de mayo de 1986, sobre la ampliación de los terrenos de la Junta de Energía Nuclear de 62.000 a 90.000 metros cuadrados.Estimo conveniente, en mi modesta opinión, que los citados terrenos, que actualmente se encuentran situados en el mismo casco urbano de Madrid, volviesen a su funcionalidad primitiva de parque para evitar el riesgo y peligrosidad de la ciudad, o al menos que no se ampliase en la zona la próducción y el riesgo.

Independientemente de ideologías políticas y conflictos partidistas, considero que los- fines de la Junta de Energía Nuclear, produciendo fuentes radiactivas nucleares, aunque sean de baja actividad, pero nociva, insalubre y peligrosa, deberían cumplirse en inmuebles sitos lejos de poblaciones ciudadanas.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 6 de junio de 1986