Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Zalamea y Getafe

Con motivo de la cesión de los terrenos del Regimiento de Artillería número 13 de Getafe al Ayuntamiento de esta ciudad, EL PAÍS, en su página 25, nombra cinco veces a nuestro ínclito alcalde. En lugar de citarle por su nombre de Pedro Castro, lo hace por el de Pedro Crespo (que así se llamaba el Alcalde de Zalamea, de don Pedro Calderón de la Barca), error presumible del tipógrafo, por mor de tocayo y celebridad. Las villas de Madrid y Getafe están hermanadas por el hecho de reciente relevo del señor alcalde. En Madrid, por la muerte de don Enrique Tierno Galván (el mejor alcalde del mundo), y en Getafe, por la dimisión de don Jesús Prieto (hombre de pequeña altura, pero de una gran talla política y humana). Después de ellos, en ambas ciudades quedó el sentimiento popular de desamparo y orfandad. Alcaldes como ellos no se repiten en un siglo y ciudad, en figura y proporción a cada una de ellas. También es cierto que don Juan Barranco y don Pedro Castro, ambos con su hurrtíldad, siguen los caminos de sus maestros en la gracia de la estela, y en la hora presente ambos ayuntamientos funcionan.

Quede la honra y el recuerdo para don Pedro Crespo, alcalde de Zalamea, creado por la mente prodigiosa de don Pedro Calderón de la Barca, y para los que se fueron, con el homenaje de la vida real y eterna. Para los que están, la gratitud del pueblo sencillo y honrado.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de abril de 1986