Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La derecha acusa al Gobierno de "subvencionar el despilfarro" de los ayuntamientos socialistas

Los diputados centristas y del Grupo Popular arremetieron ayer contra el Gobierno, en el debate del Pleno del Congreso de los Diputados sobre el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado para 1984. Estos grupos consideran que uno de los artículos -el que rija la participación de los municipios en los impuestos del Estado- significa, en la práctica, "subvencionar la mala gestión y el alegre despilfarro de los ayuntamientos de Madrid y Barcelona, justamente gobernados por los socialistas", según dijo el portavoz del Grupo Popular en el tema de los presupuestos, Pedro Schwartz.

El mencionado artículo fija en 234.160 millones de pesetas la participación de los ayuntamientos en la recaudación tributaria del Estado, sin posibilidad de cesión a las comunidades autónomas. A continuación se especifica que esta cantidad se ingresará en el Fondo Nacional de Cooperación Municipal y se distribuirá, en su mayor parte, según el número de habitantes de cada corporación municipal, y también por el número de niños matriculados en escuelas públicas, entre otros criterios.La cantidad de dinero que tiene que recibir cada municipio en función del número de habitantes fue lo que ayer tarde provocó uno de los momentos de más encendida polémica parlamentaria. El proyecto del Gobierno establece que los ayuntamientos de más de un millón de habitantes recibirán una subvención basada en un coeficiente del 2,85, cantidad que va disminuyendo hasta las pequeñas poblaciones, aquellas que no exceden de 5.000 habitantes, para las cuales el coeficiente es 1.

Fue el centrista José Miguel Bravo de Laguna el primer orador de la oposición que consideró que tal baremo de reparto favorece sobre todo a los dos ayuntamientos socialistas más importantes, los de Madrid y Barcelona, en detrimento de los más pequeños. El portavoz en temas de presupuesto del Grupo Popular, Pedro Schwartz, no sólo se sumó a lo que decía Bravo de Laguna, sino que añadió que estaba convencido de que se quiere subvencionar más a estos dos ayuntamientos socialistas, "debido a su mala gestión y al amplio despilfarro" con que, según él, se están gobernando.

Bravo de Laguna también criticó otro de los criterios de reparto que figuran en el texto del Gobierno, el que se refiere a que se subvencionará con el 5% en función de los puestos escolares públicos de cada municipio. Bravo de Laguna dijo que el Gobierno se ha planteado esta pregunta: "Si los ayuntamientos de Madrid y Barcelona están tan endeudados, ¿cómo podemos darles más dinero para que las cosas vayan mejor?", a la que respondió él mismo: "Pues dando el 5% según los puestos escolares". "¿Por qué no se hace en función del número de camas hospitalarias?", añadió. Tal vez, dijo, para que el ayuntamiento socialista de Madrid reciba 60.000 millones de pesetas del Gobierno socialista.

Cifras cantan

El portavoz presupuestario del Grupo Parlamentario Socialista, Francisco Fernández Marugán, dijo que ninguno de sus oponentes tenía razón, puesto que los mencionados coeficientes de distribución de fondos, multiplicados por las partidas pertinentes, daban la razón justamente a la tesis contraria: se favorece a los pequeños municipios en detrimento de los grandes. Dijo que "cifras cantan" y explicó que los municipios de más de un millón de habitantes percibirán una subvención del 7,27% del Fondo Nacional de Cooperación Municipal, en tanto que para los de la escala inferior, es decir, aquellos cuya población es inferior a 5.000 habitantes, la subvención será del 16,62%.En la sesión de la tarde de ayer, el Pleno aprobó los artículos 13 al 27 del proyecto de ley, sin aceptar ninguna enmienda. La oposición, especialmente el Grupo Popular guardó para hoy su artillería pesada: hoy comienza el debate sobre el artículo 28, sobre los impuestos sobre la renta de las personas físicas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de noviembre de 1983

Más información

  • Aprobada en los Presupuestos la participación de los municipios en los impuestos