Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La banca adelantará 100.000 millones a los municipios y el Estado pagará los intereses

Un grupo de bancos privados adelantará los 100.000 millones que los ayuntamientos españoles iban a recibir del Gobierno de forma fraccionada, en tres años, para liquidar deudas atrasadas. El Estado se hará cargo de los intereses y la devolución del capital se realiza a cabo a medida que los consistorios cobren anualmente la cantidad que les corresponda por este concepto. Según ha podido saber EL PAIS, esta solución, apuntada el lunes por el alcalde de Barcelona al presidente del Gobierno, ha obtenido luz verde.

De estos 100.000 millones de pesetas, Barcelona recibirá casi la mitad, aunque Madrid también obtendrá más de 20.000 millones. La solución del crédito de la banca privada será vehiculada por el Banco de Crédito Local, pero en ningún caso serán las instituciones públicas quienes directamente participen, a fin de acelerar la percepción del dinero.Los ayuntamientos españoles pensaban que la liquidación de sus deudas se haría efectiva este año, pero el presidente del Gobierno explicó a Maragall y Tierno en su reunión del pasado lunes que la austeridad que pedía al país para el próximo año también afectaba a los ayuntamientos. Fuentes próximas al alcalde de Barcelona explicaron a este periódico que Felipe González resaltó la necesidad de mantener a rajatabla lo establecido en los Presupuestos Generales del Estado para 1984, a fin de establecer una vía alternativa válida a un plan de estabilización, consiguiendo igualmente la desaceleración inflacionaria. El presidente insistió en que se intenta conseguir que en la administración pública los ingresos crezcan más que los gastos y adelantó que en el futuro, cuando se supere la austeridad, se incrementarán notablemente los recursos de los ayuntamientos.

El otro punto en el que incidieron las propuestas de los alcaldes Maragall y Tierno estriba en la búsqueda de una fórmula solidaria a la reducción del porcentaje de participación de los municipios en los Presupuestos, que este año es del 7,22%, cuando el año pasado fue del 8%. José Borrell, director general del Ministerio de Economía está estudiando la propuesta de los alcaldes de introducir un criterio selectivo para repartir este porcentaje. Con toda seguridad se introducirá como elemento correctivo la participación del Estado en cada municipio, que no deberá superar la barrera del 45%. Se conseguirá así un excendente que hará que algunos ayuntamientos reciban el 8% real.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 29 de septiembre de 1983