El primer ministro francés explica hoy en Argelia el plan para Chad

El jefe del Gobierno francés, Pierre Mauroy, llega hoy a Argel no como primer ministro, sino como simple emisario personal del presidente Mitterrand, para explicar el plan de paz francés sobre Chad y conseguir la mediación de Argelia ante el coronel Gadafi, aspecto este último que dista mucho de encajar con la filosofía argelina sobre esta crisis, que se basa en la negociación entre jefes de tendencias chadianas, sin injerencias de ningún tipo, vengan de Trípoli, de Kinshasa o del propio París.El plan Mitterrand sobre Chad Tiene como elementos centrales la promoción del diálogo entre todas las partes afectadas por el conflicto y el establecimiento de una confederación, que contaría con la neutralidad efectiva de los países vecinos de ese convulso país de África central. Este proyecto ha sido recogido con cierto interés por los medios argelinos, sin que ello pueda interpretarse como un apoyo implícito al mismo.

MANUEL OSTOS, Argel

G., Lisboa

La moderación argelina puede convertirse en una abierta hostilidad hacia París, en el caso en que se produzca un enfrentamiento armado en Chad entre libios y franceses, pero tal no parece ser la voluntad de París y Trípoli, lo que no deja de facilitar, al menos sobre el papel, la búsqueda de esa solución africana a la crisis a la que se refieren los medios argelinos, y que otorga a la Organización para la Unidad Africana la responsabilidad de convocar una reunión en la que participen el actual presidente del Chad, Hissène Habré, y el antiguo jefe de Estado de ese país, Gukuni Uedei.

A menos de que París apoye la visión argelina de la crisis, lo que no es completamente incompatible con el plan Mitterrand, parece difícil que la gestión del primer ministro francés se salde con un éxito total. Los argelinos podrían devolver la pelota al tejado francés y sugerir a Mitterrand que medie entre el rey Hassan II y el Polisario para resolver esa otra y no menos grave crisis del Sáhara occidental.

Lo más significativo del viaje del primer ministro francés a Argel es comprobar si el hilo conductor entre Argel y París se mantiene y se consolida y si las relaciones franco-argelinas han sido elevadas a un nivel que permita calificarlas de privilegidadas y que el término de concertación puede aplicarse, a grandes rasgos, a algunos de los temas candentes que proecupan a los países no alineados.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Mayroy examinará también con sus interlocutores argelinos el previsto primer viaje oficial de un presidente de la República argelina a Francia, que podría realizarse en la primera quincena de noviembre próximo.

Avance libio

Con relación al conflicto chadiano, el ministro de Información de Yamena, Sumailia Maharnat, afirmó ayer que una importante columna libia avanza hacia Koro-Toro, localidad situada a 600 kilómetros al norte de la capital de la excolonia francesa, informa la agencia France Presse.

Según el ministro chadiano, el ataque libio contra las fuerzas de Yamena acantonadas en KoroToro es inminente. Por otro lado, las autoridades de Yamena han censurado nuevamente la escasa reacción francesa ante los ataque de los rebeldes prolibios.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS