Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:SPLEEN DE MADRID

La cartelera

En este Madrid teatrero, la cartelera del día es siempre una muestra sociológica de por dónde va el personal o, cuando menos, ese personal que paga quinientas o mil pesetas por una butaca.Alcázar: El caso de la mujer asesinadita. Miguel Mihura, el gran renovador, con Jardiel, del teatro español, empezaba ya, con esta comedia de los cincuenta, a aburguesarse, de la mano de Alvaro de Laiglesia.

Jardiel/Mihura son dos vanguardistas de derechas que acaban, naturalmente, haciéndose solubles en su público.

Alfil: El Madrid del género chico. Nuestra zarzuela está tan de actualidad que hasta la toca Cohos con las mejores orquestas de Londres. Cobos es tímido, se muerde las uñas y toca varios instrumentos. Ha conseguido una de esas cosas que sólo consiguen los grandes tímidos: meter en Picadilly La verbena de la Paloma.

Beatriz: Lentejas con brillantes. La alta comedia importada y tardía que sólo salva el buen oficio de Víctor Catena.

Bellas Artes: El sombrero de copa. Se vuelve a Vital Aza como a una zarzuela sin música. Pero ahí está Bódalo para remediar lo que haga falta.

Calderón: La polvera. Todavía el nacional/porno y la risa "como expresión de lo reprimido" (el sexo).

Centro Cultural Villa de Madrid: Lorenzaccio. Una vez más, el culturalismo voluntarioso y desorientado de Victoria Vera.

Comedia: El cementerio de los pájaros. El machihembrado o inadecuación entre un planteamiento alegórico/político y un tratamiento naturalista crea cierto malestar en la butaca. La salida lírica (en falso) de un conflicto social completa el desasosiego del espectador.

Cómico: Los marqueses de Matute. Si El sombrero de copa es zarzuela sin música, esto es Vital Aza sin Vital Aza.

Español: Las bicicletas son para el verano. El realismo de rostro humano, sometido a un tratamiento empresarial inhumano.

Fígaro: Julieta tiene un desliz. Florinda Chico.

Infanta Isabel: La señora presidenta. Le ha gustado mucho al crítico teatral de Marca.

La Latina: Vaya par de gemelas. El revistón "para señoras" que ya inventara Celia Gámez.

Maravillas: Educando a Rita. Pigmalión sin Bernard Shaw.

Marquina: Agnus De¡ (Lo que Wojtyla no sabe de las monjas).

Martín: Mariana Pineda. Según es la Historia de España, igual Mariana Pineda podría haber contado la ejecución de Lorca.

Monumental: Más zarzuela.

Muñoz Seca: Juegos de cama. Más cama.

Progreso: My fair lady. Pigmalión en sudoca (Angela Carrasco).

Príncipe: Las tonnentas no vuelven. Más Moncada.

Reina Victoria: La séñorita de Tacna. Rosalía Dans.

Cadarso: (en italiano).

Gayo Vallecano: Picardías de Scapin. Simplemente Molière.

Olimpia: (en catalán).

María Guerrero: López Vázquez.

Zarzuela: Más zarzuela.

Esto no es un ejercicio crítico, que naturalmente no me corresponde, sino un muestreo sociológico (que tampoco me corresponde). Corolario: vanguardias viejas, populismos, retroconsumo, ordinariez/pretenciosidad, retrobenaventismo, neorrealismo, pseudocosmopolitismo. Pero se mueve.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 20 de noviembre de 1982