Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Finaliza la huelga de recolectores de fruta leridanos

Los recolectores de fruta del pueblo de Serés, en Lérida, han desconvocado la huelga que llevaban a cabo desde el pasado jueves y que amenazaba con extenderse por toda la zona.

La huelga se mantenía como medida de presión para que fuese aplicado el convenio colectivo agropecuario a la provincia. Este convenio estipula un salario de 254 pesetas por hora trabajada y una jornada de 43 horas semanales. En la actualidad se está pagando a una media de 180 pesetas la hora para una jornada laboral de diez horas diarias.

Por otra parte, durante la pasada semana, se celebraron asambleas de trabajadores en toda la comarca. En estas reuniones se ha estudiado la incidencia negativa que para los trabajadores está teniendo la contratación de eventuales por parte de los patronos, y las penosas condiciones laborales a las que están sometidos.

La Unión General de Trabajadores (UGT) está estudiando la posibilidad de denunciar esta situación ante las autoridades laborales. Sectores del empresariado, por otra parte, temen que se extienda el conflicto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 19 de julio de 1982