Washington, centro negociador en la crisis anglo-argentina

Posible encuentro entre EE UU, el Reino Unido y Argentina

La posibilidad de un encuentro tripartito en Washington entre los responsables de la política exterior de Estados Unidos, el Reino Unido y Argentina representa una última oportunidad para un arreglo diplomático de la crisis en torno a las islas Malvinas, asunto que puede llegar a provocar un enfrentamiento armado entre británicos y argentinos.

Más información
Pym y Haig discuten la contrapropuesta británica

Francis Pym, ministro británico de Asuntos Exteriores, llegará hoy a la capital federal estadounidense con las contrapropuestas del Gobierno británico a la iniciativa presentada por Argentina (y rechazada por el Reino Unido), alcanzada tras cinco días de negociaciones en Buenos Aires, entre el secretario de Estado norteamericano, Alexander Haig, y los miembros de la Junta Militar argentina.Para asistir a la reunión de urgencia del consejo ministerial de la Organización de Estados Americanos (OEA) se espera también la llegada del canciller argentino, Nicanor Costa Méndez. Es muy posible que el presidente norteamericano, Ronald Reagan, utilice toda su influencia para organizar una sesión negociadora entre Pym y Costa Méndez, bajo los auspicios de Haig.

Pero mientras los ministros discuten las fórmulas de arreglos diplomáticos, dos elementos claves intervienen en el litigio. La inmediata llegada de la flota británica al área de las Malvinas y la indiscutible victoria política del Gobierno argentino, al convencer a dieciocho Estados latinoamericanos signatarios del Tratado de Río para una reunión ministerial el próximo lunes en la sede de la OEA, a fin de deliberar sobre eventuales sanciones latinoamericanas contra el Reino Unido, en caso de guerra abierta entre británicos y argentinos.

El presidente Ronald Reagan criticó la convocatoria de la reunión de la OEA, porque puede interferir en el proceso mediador de EE UU.

Los analistas, que consideran muy probable la ocupación británica de las islas Georgia del Sur, a unas ochocientas millas de las Malvinas, creen que Estados Unidos se alineará totalmente del lado británico -a riesgo de provocar una seria crisis entre aliados tradicionales en el seno de la OTAN- en caso de confrontación bélica entre británicos y argentinos.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS