Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Hoy se estrena la película 'Lucía" del cubano Humberto Solas

Declaraciones del realizador cinematográfico

Hoy se estrena en Madrid el primer largometraje del realizador cubano Humberto Solas, realizado en 1968. En la actualidad Solas prepara el rodaje de la primera coproducción hispano-cubana, Cecilia, basada en la novela Cecilia Valdés, de Cirilo Villaverde.

«Lucía es una película que transcurre en tres períodos», explica su realizador; « 1895, durante la guerra de la Independencia; 1933, la guerra y el "triunfo" contra Machado y 196..., con la verdadera revolución cubana. Se enmarca en un momento en que para nosotros lo fundamental era la búsqueda de nuestras raíces. En 1968, cuando se realizó, todavía subsistían muchos rasgos de una sociedad traumatizada».«En el primer sketch se habla de la colonia, es el momento de lucha entre la conciencia nacional y la colonización. Lucía 1933 se ocupa del momento en que las contradicciones del neocolonialismo entran en un momento álgido con el movimiento universitario, obrero y campesino. Esta revolución fracasa, triunfa la insurrección, pero no una nueva conciencia nacional. Lucía 196... es el proceso de la revolución triunfante. Es una mirada hacia el campo, olvidado durante siglos y en donde la revolución pone todo su énfasis.»

«La película», añade Humberto Solas, «también son tres historias de amor. Tiene un esquema viscontiniano. Me sirvió también en otro sentido: fue mi primer largometraje y en toda primera obra se siente la necesidad de recorrer etapas e influencias inevitables, en mi caso las de Visconti, Eisenstein, Kurosawa, etcétera».

«Hay también un tema que es la relación hombre-mujer, el grado de participación de la mujer en la sociedad, la sumisión de la mujer al hombre y en Lucía 196... se aborda de manera frontal y descarnada el problema del machismo. La revolución necesitaba fundamentalmente la incorporación de la mujer a la actividad económica, política y social. »

«En la actualidad estoy preparando el rodaje de Cecilia, versión libre de Cecilia Valdés, novela de Cirilo Villaverde, escrita el pasado siglo. Es una novela de carácter costumbrista que da una información muy rica del mundo de la esclavitud. Quizá sea la película más importante que he hecho nunca, por la complejidad de los personajes y el número de ellos.»

«La acción», añade Solas, «ocurre en la primera mitad del siglo XIX, cuando se comienza a perfilar la nacionalidad cubana. La película pretende convertirse en un fresco de la época, aunque con carácter actual. En esos momentos se producen debates ideológicos entre la burguesía y la esclavitud, reformistas e independentistas, es decir, debates que están de actualidad en muchos países latinoamericanos. Me gustaría que la película mostrara nuestra cultura.»

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 9 de marzo de 1980