Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los proyectos de estatutos de Cataluña y Euskadi se debatirán simultáneamente

Los proyectos de Estatutos de Autonomía para Cataluña y el País Vasco se discutirán, probablemente, de forma simultánea en la Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados, según informaron ayer a EL PAIS fuentes parlamentarias. La comisión debatiría en las sesiones de mañana un proyecto y en las de la tarde el otro.Esta fórmula permitiría, sin embargo -de acuerdo con losintereses de Unión de Centro Democrático (UCD)- que el proyecto de Estatuto para Cataluña «fuera por delante» del vasco, ya que se acelerarían intencionadamente sus debates, a fin de que sirviera de punto de referencia para los diputados encargados de discutir el proyecto de autonomía para el País Vasco.

Las mismas fuentes insistieron en la reforma del reglamento de la Cámara, que, de acuerdo con la Constitución, requiere mayoría absoluta, debe tramitarse como proposición de ley que, aunque se realice por el procedimiento de urgencia, no estará a punto antes de un mes. Entre las novedades que se podrían introducir en dicha reforma figura, además de los requisitos para la formación de grupos parlamentarios, la modificación de las normas sobre la composición de las comisiones de la Cámara.

El reglamento en vigor se refiere exclusivamente a que las comisiones permanentes estarán constituidas «por los diputados presentados por los grupos, en proporción a la importancia numérica de éstos». Die acuerdo con la práctica seguida en la anterior legislatura, las comisiones están constituidas, por 36 diputados, distribuidos entre los distintos grupos a razón de uno por cada diez miembros o fracción superior a cinco. Según este criterio, le corresponderían a UCD diecisiete diputados y, aunque contara con el apoyo del representante de Coalición Democrática, se encontraría en las comisiones con una potencial situación de empate, 18-18, con las restantes fuerzas políticas.

Suárez, Lavilla visitan a Garrigues

El presidente del Gobierno, Adolfo Suárez, y el presidente interino del Congreso de los Díputados, Landelino Lavilla, se desplazaron a última hora de la mañana de ayer a la clínica de la Concepción, a fin de visitar al ministro de Obras Públicas y Urbanismo, Joaquín Garrigues Walker, interriado en dicho centro hospitalario desde el pasado día 3, víctima de una dolencia hematológica.

El señor Garrigues, diputado electo por Murcia, no pudo asistir a la sesión, del Congreso en la que se eligió la Mesa de la Cámara.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 24 de marzo de 1979