Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Después de 13 años, Honda rompe con Pedrosa y espera a Lorenzo

La casa japonesa, que ya tanteó a Zarco, Dovizioso o Mir, está muy cerca de cerrar un acuerdo con el piloto mallorquín

Márquez, Pedrosa y Lorenzo, en el podio del GP de España, en Jerez, el año pasado. Ampliar foto
Márquez, Pedrosa y Lorenzo, en el podio del GP de España, en Jerez, el año pasado. AFP

En la parrilla de MotoGP del año que viene habrá muchas caras nuevas. Y pilotos enfundados en monos de distinto color al que llevan ahora. Se intuía que, con la llegada de figuras de Moto2 como Peco Bagnaia, Joan Mir o Miguel Oliveira, saltaran algunas de las fichas del tablero. Pero pocos imaginaron que esa fuera la de Dani Pedrosa (Sabadell, 32 años). Especialmente, después de que Honda tanteara, sin éxito, a pilotos como Johann Zarco, que prefirió firmar por KTM, Andrea Dovizioso, que ya ha renovado con Ducati, o Mir, que será presentado próximamente como piloto de Suzuki. Sin embargo, la decisión de no continuar la relación contractual con Pedrosa estaba tomada. Y ya es un hecho, tal y como anunció este martes Honda Racing Corporation (HRC), la fábrica que le ha acompañado desde su debut en 125cc, el año 2001, y con quien ganó tres campeonatos del mundo en las categorías pequeñas.

“Tras 18 años juntos en las tres categorías del Mundial de MotoGP, HRC y Dani Pedrosa anuncian hoy que su duradera relación terminará al final de la temporada 2018 de mutuo acuerdo”, decía el comunicado. “He crecido con ellos, no solo como piloto, también como persona. Siempre tendré a Honda en mis recuerdos y en mi corazón”, señalaba Pedrosa en esa misma nota.

Honda comunicó a Pedrosa que no le renovaría el contrato el pasado fin de semana, en Mugello. La casa japonesa, con la que debutó en MotoGP en el 2006, ha tenido suficiente con estas seis primeras carreras –tres ceros en el casillero del catalán, el último tras un mal fin de semana en Italia– para decidir que debe dar relevo al piloto español. Después de 13 años en el equipo oficial, patrocinado por Repsol, el de Sabadell (tres subcampeonatos y 31 victorias en la categoría reina, uno de los pilotos más exitosos de la historia que no ha ganado el Mundial) tendrá que hacer su propio camino. Y su futuro es incierto. De él hablará la semana próxima, durante la celebración del GP de Cataluña, tal y como aseguró él mismo en un comunicado. “En la vida todos necesitamos nuevos retos y yo siento que es el momento de cambiar”, decía.

Su adiós se confirmó al tiempo que la búsqueda se fue ampliando. Hasta dar –como anunciaba La Gazzetta Dello Sport en su edición impresa este martes– con Jorge Lorenzo (Palma, 31 años), que buscaba equipo para los próximos años y, con la ayuda de Yamaha, trabajaba en un proyecto de futuro con una M1 satélite en el seno de una nueva estructura: con el patrocinio de Petronas e importante apoyo de la fábrica con la que compitió desde 2008 y hasta el 2016. Pero la opción de recalar en un equipo de fábrica, y de hacerlo en la estructura más poderosa de MotoGP, ha ganado fuerza en los últimos días.

Así pues, el que sí se despeja es el futuro del equipo oficial Honda. Las negativas de Zarco o Mir han allanado el camino a otro piloto al que su fábrica decidió no renovar: Jorge Lorenzo, que ultima los detalles de un acuerdo que le colocaría los próximos dos años como el compañero de Marc Márquez.

De este modo, los dos últimos campeones del mundo –Lorenzo ha sido, hasta ahora, el único capaz de ganar al catalán; lo hizo en 2015–, estarán juntos en un mismo box. El equipo más potente, una de las mejores motos y dos de los mejores pilotos del mundo. Y todo gracias, también, a la poca pericia de Ducati, que ninguneó al mallorquín justo antes de que, en Mugello, hace apenas unos días, demostrara que sí es capaz de ganar con una Desmosedici.

Ducati no ha querido que el mallorquín siga en su equipo los próximos años. El consejero delegado de la casa italiana, Claudio Domenicalli, perdió la fe en el español hace tiempo e hizo unas desafortunadas declaraciones justo antes del gran premio de Italia –“Lorenzo es un gran piloto que no ha sabido encontrar la forma de extraer lo mejor de nuestra moto”, dijo–, que rompieron cualquier acercamiento que pudiera producirse. La fábrica de Borgo Panigale anunciará en unos días, cuando se haya oficializado el fichaje de Lorenzo, la llegada a su equipo oficial de Danilo Petrucci.

Más información