Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cristiano Ronaldo sale de la jaula

Tras la sanción en la Supercopa que le mantiene apartado de la Liga, el portugués se entrena como si fuera a jugar cada fin de semana; hoy se estrena en la Champions

Cristiano Ronaldo, en el último entrenamiento previo al partido contra el Apoel. Ampliar foto
Cristiano Ronaldo, en el último entrenamiento previo al partido contra el Apoel. EFE

Del palco privado donde ha visto los partidos en este arranque de Liga bajará este miércoles Cristiano Ronaldo al césped. Su terreno. “Es lo que le mola. A él sólo le gusta jugar al fútbol”, decía ayer Zidane sobre el portugués, que se estrena de titular contra el Apoel. Lo hace en su competición favorita. 12 goles el año pasado (incluidos los dos de la final de Cardiff); 16 el anterior, que terminó con la Undécima en San Siro. 17 el año de la Décima en Lisboa (2014).

La temporada empieza este miércoles para Cristiano Ronaldo. Disputó siete minutos en la Supercopa de Europa en Skopje con dos días de entrenamiento en las piernas, y 24 en Barcelona en la ida de la Supercopa de España. Su expulsión y siguiente empujón al árbitro le han mantenido enjaulado en este arranque de Liga. En el campeonato tiene todavía que descontar un partido de castigo. No así en la Champions.

“Es un ejemplo para todos nosotros. Ha trabajado con intensidad, fuerza, ganas y exigiéndose al cien por cien, aun sabiendo que no iba a jugar el fin de semana y eso a nosotros nos deja muy tranquilos”, explicaba ayer Keylor Navas. Y más teniendo en cuenta los problemas goleadores del equipo, que ha marcado solo tres goles en los últimos dos partidos habiendo rematado 55 veces.

“Físicamente está muy fino. De cabeza, con todo lo que ha pasado y se ha hablado este verano [Hacienda y posible salida] está bien, concentrado en lo que tiene que hacer”, contó Zidane ayer. Los que han presenciado a diario sus entrenamientos en las últimas tres semanas dicen que no recuerdan haberle visto trabajar mejor y con tanto acierto. “Descumple años, como Benjamin Button”, añaden. Cristiano, que terminó la temporada en muy buen estado de forma y que retrasó las vacaciones debido a la Copa Confederaciones, ha cogido rápidamente la velocidad de crucero.

Soluciones sin Benzema

Mientras el año pasado el esguince de rodilla le frenó en los dos primeros meses, este se le ha visto muy enchufado desde el principio. “No solo aporta goles, es un líder, siempre quiere ganar, transmite eso a todos los demás”, dice Zidane. “Es bueno tener al mejor del mundo en la cancha. Las ganas y la ambición con las que va a salir son importantes para el equipo”, apunta Navas. Precisamente eso ha echado de menos el Madrid en los últimos dos partidos. ¿Cristiano-dependencia? “No podemos hablar de eso. Yo lo que quiero es que esté siempre con nosotros”, zanjó Zidane, que para el partido de esta noche podría probar nuevas soluciones en el ataque, huérfano de Karim Benzema.

Podría jugar con Borja Mayoral —el único punta disponible, por cierto, para el próximo domingo en Anoeta— como referencia en el centro de los tres de arriba. O apostar por Isco en la mediapunta y dejar la delantera en manos de Cristiano y Bale. “Nos vamos a apañar con lo que tenemos”, aseguró ayer Zidane. Lo que tiene es un león a punto de salir de la jaula.

Más información