Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Madrid, 55 remates y tres goles en dos partidos

Zidane lamenta la falta de gol del equipo

Gareth Bale se lamenta tras una ocasión fallada en el partido contra el Levante. Ampliar foto
Gareth Bale se lamenta tras una ocasión fallada en el partido contra el Levante. REUTERS

En una extraña tarde de septiembre, de viento y bajada de temperaturas en la capital, el Levante adelantó el otoño para el Madrid. El recién ascendido conjunto de Muñiz frenó a los blancos (1-1), igual que lo hizo el Valencia a finales de agosto. Cuatro puntos de seis se ha dejado Zidane en este arranque de Liga. Sin Cristiano (sancionado) la vida es más dura para el Madrid. Sobre todo en partidos como los de ayer cuando el equipo, aunque ataque en manada, no consigue marcar. El portugués suele enchufar las que tiene.

55 veces remató el conjunto blanco en los dos últimos partidos (28 contra el Levante y 27 contra el Valencia) y sólo ha marcado tres goles. “Estamos bien físicamente. No encontramos la solución. Para nosotros es muy poco marcar tres goles en dos partidos. Con las ocasiones que creamos tenemos que ser más efectivos”, analizó Zidane. CR está sancionado (volverá contra el Betis) y Benzema, que tuvo que pedir el cambio, será baja un mes por una rotura. Bale, que entró en su lugar, tuvo que jugar de nueve.

El recambio natural en la delantera del Madrid, Borja Mayoral, estaba en la grada. Zidane lo dejó fuera de la convocatoria (igual que en Coruña). “Si no ha entrado en las listas es porque alguien tiene que salir, pero cuento con él. Es un año para aprender y estar listo cuando tenga la oportunidad de jugar, que la va a tener”, explicó el técnico francés hace dos semanas cuando le preguntaron por el canterano. El aprendizaje tendrá que ser forzoso. Es el único punta con el que podrá contar Zidane el próximo domingo en Anoeta.

Se han ido Álvaro Morata —el español quería más protagonismo y minutos de titular y dijo adiós— y Mariano para no quedarse estancado. Si Benzema y Cristiano se cogen un resfriado a la vez —como es el caso, salvo que no es un resfriado—, no hay más alternativa que la del joven Mayoral. ¿Echó de menos a un nueve puro en los últimos minutos?, le preguntaron a Zidane ayer. “No podemos cambiar esto, no hay más remedio que buscar la solución dentro de esta plantilla. El miércoles [en Champions contra el Apoel] va a jugar Cristiano. No estoy preocupado por esto, vamos a encontrar soluciones”, contestó.

El técnico siempre ha hecho de necesidad virtud —sin quejarse— y siempre ha encontrado soluciones para todo. De ahí su insistencia en las rotaciones. De momento asume que al Madrid le falta gol. De los 13 que lleva en lo que va de temporada (contando las Supercopas), sólo dos los han marcado los delanteros. El devenir de la temporada dirá si y cuánto el equipo echará de menos a Morata que el año pasado cerró la campaña con 15 goles en Liga

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.