Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Asier Polo y Félix Ibarrondo, Premios Nacionales de Música 2019

Los músicos han sido anunciados este miércoles como ganadores del reconocimiento, entregado por el Ministerio de Cultura y Deporte, que está dotado con 30.000 euros a cada uno

Premios Nacionales de Musica 2019
El violonchelista Asier Polo, en 2018.

El violonchelista Asier Polo, en la modalidad de interpretación, y Félix Ibarrondo, en la de composición, fueron distinguidos ayer con los Premios Nacionales de Música. Ambos galardones están dotados con 30.000 euros.

El jurado ha destacado de Polo la “excelencia artística como intérprete” junto a una “larga trayectoria concertística internacional”. De Ibarrondo resalta su “aportación en el campo de la música orquestal, vocal y electroacústica, interpretada por múltiples orquestas españolas y europeas”. Lo atestiguan sus últimos estrenos, en 2019, de Hamarka y Entre bóvedas.

Asier Polo es uno de los principales solistas españoles de violonchelo del momento. Formado entre Bilbao, Madrid, Colonia y Basilea, ganó con 16 años el Concurso de Juventudes Musicales en las modalidades de violonchelo y música de cámara. Inició su carrera como solista con el Concierto para violonchelo de Elgar. Una obra que volverá a tocar, en noviembre y diciembre, con la Orquesta Sinfónica de la Región de Murcia y la Nacional de España. En ella afronta la doble faceta de narrador y protagonista, con admirable vocalidad e ideal camerístico. Algo que también encontramos en sus últimas grabaciones, en Ibs Classical, con obras para violonchelo y piano de Rajmáninov, Franck y Brahms. Mantiene colaboraciones en varios países, que compagina con su actividad docente en Musikene y el Conservatorio della Svizzera italiana.

Influencias


Félix Ibarrondo es un destacado compositor vasco de música contemporánea. Se inició en el entorno familiar, donde su padre, Antonino, fue director de la Banda Sinfónica de Bilbao. Al igual que otros compositores coetáneos, viajó a París para formarse en las últimas tendencias compositivas. Con Max Deutsch estudió los postulados de la Segunda Escuela de Viena y con Henri Dutilleux ahondó en los refinamientos sonoros de la tradición francesa, aunque ha sido Maurice Ohana su mayor influencia.

Ibarrondo es un creador musical con un lenguaje personal, impregnado de ritmos vitales y experimentación instrumental. Dispone de una amplio catálogo de composiciones para orquesta, voces y conjunto instrumental por la que ha recibido premios. El sello Orpheus Classical le ha dedicado recientemente un retrato, en un doble cedé, titulado Barne hegoak (Alas del alma),que incluye muchas de sus principales composiciones.

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >