Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un viaje menos increíble

Homenaje fracasado a 'El viaje increíble' (1963), de Fletcher Markle, una producción de Disney devenida con el tiempo en clásico

uno mas de la familia
Fotograma de 'Uno más de la familia'.

Un gato siamés, un Bull terrier y un labrador emprendían un viaje de 400 kilómetros a través de las montañas de Canadá para reencontrarse con sus dueños en El viaje increíble (1963), de Fletcher Markle, producción Disney de imagen real que, en su día, no logró demasiado éxito de taquilla aunque, poco a poco, fue adquiriendo condición mítica entre los amantes de los animales. Los hermanos Coen le tributaron su particular homenaje en un momento de su estupenda, finísima y desoladora A propósito de Llewyn Davis (2013). Seis años después de ese guiño, Charles Martin Smith -el que fuera el atribulado Terry de American Graffiti (1973), hoy realizador con especial querencia por las películas con animales- rinde tributo a ese clásico secreto con Uno más de la familia, que adapta una novela de W. Bruce Cameron, el mismo experto en literatura canina para consumo humano que inspiró Tu mejor amigo (2017), de Lasse Hallström.

UNO MÁS DE LA FAMILIA

Dirección: Charles Martin Smith.

Intérpretes: Ashley Judd, Jonah Hauer-King, Chris Bauer, Edwad James Olmos.

Género: aventuras. Estados Unidos, 2019.

Duración: 96 minutos.

La combinación de relato épico y monería animal sustenta tanto Uno más de la familia como El viaje increíble, pero la distancia entre una propuesta y otra es considerable. Aquí el espectador se ve acompañado en todo momento por el persistente monólogo interior de la perrita Bella, a quien Bruce Dallas Howard presta su voz en el original, amplificando hasta lo irritante lo que resultaba medianamente tolerable en la voz del narrador omnisciente de la película de Markle: la cuestionable superposición –y su correspondiente subrayado- de emociones humanas sobre una aventura animal. Pero hay otra decisión que, directamente, rompe las reglas del juego: la aplicación de maquillaje digital sobre el rostro de la perra para ayudarla a responder gestualmente a algunas situaciones y la constante convivencia en plano de animales reales y sus compañeros virtuales, como el puma adoptado por Bella en su tenaz recorrido.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información