Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La profesora de fuego

El director parte de su propia experiencia personal como docente en los suburbios de París

Isabelle Huppert, en un fotograma de 'Madame Hyde'.
Isabelle Huppert, en un fotograma de 'Madame Hyde'.

Los apartes musicales de explícita inflexión pop de La France (2007), esa película donde la Primera Guerra Mundial parecía materia para la ensoñación, o las violentas rupturas de tono de la comedia policial Tip Top (2013) ya deberían haber puesto al espectador sobre aviso: las películas de Serge Bozon no están ahí, precisamente, para aliviarnos con el bálsamo del reconocimiento, sino para desconcertarnos de la manera más imaginativa y oportuna posible. Y, aun así, resultaba inevitable esperar esta Madame Hyde, protagonizada por una actriz tan encallecida en el arte de liberar su reverso más pulsional como Isabelle Huppert, con cierta prevención: ¿estaría esta relectura excéntrica de la obra de Robert Louis Stevenson desalentadoramente cerca de esa Eva (2018) de Benoît Jacquot donde la actriz parecía atrapada en un exploit de Elle (2016)?, ¿no empieza a ser un cierto cliché el espectáculo de la Huppert abismándose, por enésima, vez en su lado oscuro? Que nadie se preocupe: Madame Hyde desmonta todas las expectativas y prejuicios alimentados por la suma de su título y su estrella. Y, por supuesto, es puro Bozon. O pura alquimia Bozon/Axelle Ropert, su guionista, compañera y cómplice habitual.

El director parte de su propia experiencia personal como docente en los suburbios de París para centrar su historia en la relación entre una profesora supuestamente ineficaz y el alumno, discapacitado y problemático, que convierte sus clases en un constante pulso con la indisciplina. Un rayo caído en su modesto laboratorio durante una feroz tormenta eléctrica convertirá a la señora Géquil en una Madame Hyde ocasionalmente ígnea que, sin abandonar su mirada desconcertada, empezará a volcar una nueva energía en la conquista de una inesperada eficacia profesional, convirtiendo al indomable Malik en su alumno más aventajado.

MADAME HYDE

Dirección: Serge Bozon.
Intérpretes: Isabelle Huppert, Romain Duris, Adda Senani, José García.
Género: comedia. Francia, 2017
Duración: 95 minutos.

Bozon siempre se ha confesado deudor de la vivacidad expresiva y la flexibilidad tonal de los artesanos del cine clásico: aquí, los paseos sonámbulos de esa radiactiva Madame Hyde reavivan el recuerdo de Jacques Tourneur en el desarrollo de una película de caligrafía chispeante, donde movimientos de cámara a traición rematan algunas escenas con la energía cinética de un resbalón propio del slapstick.