Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La nueva televisión se hace con talento... y cheques

Las plataformas 'online’ fichan por cifras multimillonarias a creadores de las cadenas tradicionales

El guionista y productor Ryan Murphy, en los Globos de Oro de 2017.
El guionista y productor Ryan Murphy, en los Globos de Oro de 2017. Getty Images

Las cadenas de televisión clásicas llevan una larga historia en antena que les ha permitido tener un público habitual y un ámbito de influencia que las ha convertido en lo que son. Las cadenas por cable revolucionaron esta fórmula en los años ochenta y noventa creando su sello propio. La campaña que hizo famosa a la más poderosa de ellas, HBO, lo decía todo: “No es televisión. Es HBO”. Ahora llega la revolución de las plataformas digitales y su mejor arma es clara: una buena chequera.

Netflix acaba de robarle a 21st Century Fox su principal cerebro televisivo: Ryan Murphy, creador de series como Glee, Feud o American Horror Story. El precio: 300 millones de dólares (243,5 millones de euros) por un contrato de cinco años. Es el segundo fichaje millonario de la plataforma de streaming, que ya se hizo el pasado año con los servicios de Shonda Rhimes. La mujer que durante 15 años dio a la ABC éxitos como Anatomía de Grey o Scandal cobrará 10 millones anuales. En verano, Netflix también contrató al veterano David Letterman para un programa mensual de entrevistas.

Amazon ha puesto a Jennifer Salke, hasta ahora responsable de entretenimiento en NBC y creadora de títulos que han triunfado, como This Is Us o Modern Family, a la cabeza del estudio, puesto en el que toma el relevo de Roy Price, quien tuvo que dimitir tras una acusación de abuso sexual.

Apple sigue la misma estela con el contrato a Damien Chazelle, director de La La Land, para que escriba y dirija un drama en su plataforma. Junto a ello, se ha hecho con una serie protagonizada por Jennifer Aniston y Reese Witherspoon —también productora— que supondrá el regreso a la televisión de la primera desde Friends y cuyo coste puede ascender a 240 millones de dólares, según ha informado The New York Times. A su lado, la propuesta que ha hecho Amazon Studios a Robert Kirkman, el creador de The Walking Dead, por un millón o millón y medio de dólares al año, parece una bagatela, pero la libertad creativa que le acompaña podría compensarle.

Reese Witherspoon, en la serie 'Big Little Lies'.
Reese Witherspoon, en la serie 'Big Little Lies'.

La televisión generalista no puede competir con ofertas así. Ni el hecho de que Dana Walden, copresidenta y consejera delegada del grupo Fox Television, sea la madrina de los hijos de Murphy ha detenido la marcha del creador de Nip/Tuck. El propio guionista y productor bromeaba hasta no hace mucho con que sería enterrado en los estudios Fox, su hogar profesional desde hace más de una década. Pero, como resume con claridad Leslie Moonves, al frente de la cadena rival CBS, a Murphy “le han ofrecido cientos de millones de dólares y tiene que cogerlos”.

Nadie duda de que habrás más compras y fichajes millonarios. Netflix ya ha anunciado su intención de invertir este año 8.000 millones de dólares (casi 6.500 millones de euros) en contenidos propios. Una proyección que fue difundida en noviembre concluía que Amazon invertirá a la altura de 2022 una cifra similar (8.300 millones de dólares al año), mientras que Apple se situará en los 4.200 millones.

La pregunta es si todo este dinero promete una televisión mejor, si la competencia, al menos la económica, supondrá una mayor riqueza creativa. James Poniewozik, crítico de televisión de The New York Times, tiene sus dudas. “Es difícil sacudir el terreno cuando lo único que quieres es llevar al público a lugares conocidos”, sentenció sobre esta televisión a golpe de talonario.

Creadoras y protagonistas

El movimiento Time's Up en defensa de la paridad laboral de la mujer parece ser la respuesta a la caza de talentos. Mientras las plataformas digitales invierten millones en nombres conocidos, la temporada de pilotos de nuevas series se caracteriza por una inusual presencia de mujeres delante y detrás de las cámaras. Más de un 40 por ciento de las posibles nuevas series ofrecidas a las grandes cadenas están escritas o producidas por mujeres. Y las historias de estos pilotos en su mayor parte se centran en un personaje femenino. De las 66 producciones que ha recibido luz verde en la actual temporada de pilotos, semillero de nuevas series, 27 tiene a una mujer como showrunner. Y 32 cuentan con una mujer como protagonista. La revista Variety dice que esta tendencia presente en todas las cadenas de televisión generalistas es un reflejo de los tiempos que corren. Antes de cantar victoria habrá que ver cuantos de estos pilotos llegan a serie y cuantos están equilibrados a la hora de la paga.

Estrenos de la semana Consulta el calendario completo
10lunes
Claws
HBO España
Temporada 3
11martes
12miércoles
Pose
HBO España
Temporada 2
13jueves
14viernes
15sábado
Jett
HBO España
Estreno
16domingo

Más información