Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

Buena parte de los artistas del Renacimiento no solían firmar sus obras, lo que ha dificultado la identificación de los lienzos y dibujos del genio Leonardo da Vinci

Una mano puede atesorar toda la maestría y singularidad del pincel de Leonardo da Vinci. Sucede con el cuadro Salvator Mundi, vendido en la madrugada del jueves en la casa de subastas Christie’s de Nueva York por 382,1 millones de euros. Tal vez al rostro de este Jesucristo se le nota más el paso del tiempo por una defectuosa conservación, pero en cualquier caso palidece al lado de la espléndida mano pintada por el artista nacido en 1452 en la villa toscana de Vinci y fallecido en 1519 en la francesa Amboise.

Leonardo da Vinci no solía firmar sus cuadros, como buena parte de sus coetáneos del Renacimiento. Por eso son frecuentes las discusiones sobre la autoría completa de algunas obras en un tiempo en que se trabajaba mucho de manera colectiva en los talleres de los grandes creadores. Hay una veintena de pinturas (y muchos más dibujos) atribuidas directamente al genio universal que fue pintor, anatomista, arquitecto, dibujante, botánico, científico, escritor, escultor, filósofo, ingeniero, inventor, músico, poeta y urbanista. Sus obras están repartidas por todo el mundo, si bien en España no se conserva ninguna pintura, al menos que se sepa.

ESTADOS UNIDOS


21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

1- 'Salvator Mundi’ | Subasta en Nueva York

Salvator Mundise se convirtió este miércoles, gracias a 382 millones de euros, en la obra más cara vendida jamás en una subasta. La pintura, datada en 1500 y propiedad desde 2013 del oligarca ruso Dmitry Rybolovlev, fue redescubierta en 2005 tras un periplo que la llevó desde la habitación de una esposa de Carlos I de Inglaterra a la colección de Sir Charles Robinson. Por el momento se desconoce la identidad de la persona compradora, que pujó de manera anónima por teléfono. Su futuro emplazamiento es todavía una incógnita.

2- ‘Madona Dreyfus’ | National Gallery de Washington

Para la mayoría de los críticos, la anatomía del niño Jesús es tan pobre que desanima una posible atribución, mientras que otros creen que es un trabajo de la juventud de Leonardo.

3- ‘Ginebra de Benci’ | National Gallery de Washington

Los primeros estudiosos del siglo XX mostraron su desacuerdo, pero la mayoría de los críticos actuales aceptan tanto la autoría como su identidad.

INGLATERRA


21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

4- ‘La Virgen de las Rocas’ | National Gallery de Londres

Este óleo sobre madera de álamo formaba parte de un grupo para el altar de un oratorio, del que Leonardo pintó la parte central, encargado en 1483 por la Hermandad de la Inmaculada Concepción de Milán. La obra representa a la Virgen María y San Juan Bautista en actitud de adoración al Niño Jesús. Su ejecución se prolongó durante años: en 1508, Leonardo todavía estaba retocándola. Finalmente, la obra se envió a Francia (hoy está en el Louvre), y para reemplazarla el pintor con ayuda de su estudio ejecutó una copia, que se expone con el mismo título en la National Gallery.

5- ‘Cartón de Burlington House’ | National Gallery de Londres

Esta obra, que representa a La Virgen y el Niño con Santa Ana y San Juan Bautista, fue realizada entre 1499 y 1500. Carbón, tiza blanca y negra sobre papel son los materiales con los que fue compuesto este lienzo (de 141,5 por 104,6 centímetros). El dibujo fue concebido como el estudio para un retablo con destino a una iglesia de Florencia, aunque el cuadro nunca fue completado. Pasó por varias manos antes de ser adquirido en 1962 por casi 900.000 euros por la Galería Nacional de Londres.

FRANCIA


21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

6- ‘Anunciación' | Museo del Louvre París

No está claro que el cuadro de la Anunciación que alberga el Museo del Louvre, en París, sea obra de Leonardo da Vinci. Algunos críticos creen que su autor es, en realidad, Lorenzo di Credi, y que para realizar la pintura partió de un dibujo previo de Leonardo. La existencia en la Galería de los Uffizi (Florencia) de un dibujo de Leonardo con el mismo esquema apoya esta tesis.

7- ‘La Virgen de las Rocas' | Museo del Louvre París

La primera gran obra de Da Vinci durante su estancia en Milán celebra el misterio de la encarnación a través de las figuras de María, de Cristo y de San Juan. El cuadro fue encargado al pintor y a los hermanos pintores Evangelista y Giovanni Ambrogio de Predis en 1483 por la Confraternidad de la Inmaculada Concepción para una capilla de la iglesia de San Francesco Grande en Milán, pero nunca estuvo allí por no satisfacer el encargo. Entre 1500 y 1503 fue adquirida por Luis XII. La pintura de óleo sobre tabla, realizada entre 1483 y 1486, posteriormente transferida a tela, se encuentra en el Museo del Louvre.

8- ‘La Belle Ferronière’ | Museo del Louvre París

Se trata de uno de los cuadros menos documentados de Leonardo. No hay fecha precisa de su factura: entre 1483 y 1499, aunque se sabe que el autor la llevó consigo en su traslado a Amboise (Francia) junto a otras obras tardías como La Gioconda. Se creyó en su momento que la retratada era Ana Bolena, pero la tesis pronto se descartó. Una propuesta interesante es que se trata de Lucrezia Crivelli, una amante de Ludovico Sforza, pero bien podría ser Beatriz d’Este, la mujer del duque. Su autoría se puso en duda hasta los años ochenta, aunque hoy se han disipado las dudas. Fue restaurado por última vez en 2015.

9- ‘La Gioconda’ | Museo del Louvre París

Sin duda la más conocida de sus obras, y uno de los cuadros más famosos del mundo, se trata del retrato de Lisa Gherardini, esposa del comerciante de telas florentino Francesco del Giocondo. Los expertos creen que el cuadro no fue entregado a su mecenas y que Da Vinci continuó trabajando durante mucho tiempo en él, entre 1503 y 1519, hasta llevárselo consigo a Francia. A su muerte, el cuadro entró en la colección del rey Francisco I, desde entonces es propiedad del Estado francés. Da Vinci hace de la sonrisa de la mujer la esencia de este retrato de óleo sobre tabla de álamo. La obra es el mejor ejemplo de la técnica predilecta del pintor, el sfumato. Con cerca de 20.000 visitas diarias, la Mona Lisa se ha convertido en un fenómeno cultural que se puede apreciar en el Museo del Louvre de París.

21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

10- ‘La Virgen, el Niño Jesús y Santa Ana’ | Museo del Louvre París

Este óleo muestra a Santa Ana, la Virgen María y Jesucristo frente a un paisaje. Se cree que fue un encargo del rey Luis XII a Da Vinci como muestra de gratitud a Santa Ana, un exvoto por el nacimiento de su hija Claude en 1499. La minuciosidad del pintor, sin embargo, imposibilitó que lo entregase a tiempo, pues existen referencias de que esta obra fue vista en el taller de Leonardo en 1517, dos años después de la muerte del monarca. Aunque se cree que lo adquirió el sucesor de Luis XII, la primera referencia que se tiene como parte de la colección real francesa se remonta al inventario de Le Brun, en el siglo XVII.

11- ‘San Juan Bautista’ | Museo del Louvre París

El Louvre adquirió esta pintura de la colección de Luis XIV a mediados del siglo XVII. Se considera que fue pintado en la última época de la vida del genio italiano, entre 1513 y 1516. Fue recientemente restaurado a lo largo de 10 meses en el Centro de Investigación y Restauración de los museos franceses (C2RMF por sus siglas en francés), para eliminar 16 de las 17 capas de barniz que dificultaban la legibilidad de la obra.

 

ITALIA


12- ‘La última Cena’ | Santa María de las Gracias, Milán

Una de las obras más conocidas de Leonardo y más castigadas por el tiempo comenzó a envejecer solo 10 años después de que el artista la terminara, en alguna fecha entre 1494 y 1497. El mural (no es un fresco) fue ejecutado en seco, con temple y óleo. En su composición, además de un ejemplo canónico de uso de la perspectiva, destaca la agrupación de los apóstoles en grupos de tres. En 1999 se restauró y este año se ha anunciado que se instalará un nuevo sistema de climatización para depurar el aire de la estancia, con un presupuesto de 1,2 millones de euros, que permitirá aumentar el número de visitantes por día (ahora son 1.320).

13- ‘Sala delle Asse’ |  Castillo Sforzesco, Milán

21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

Da Vinci realizó esta pintura al fresco entre 1498 y 1499 en el Castillo Sforzesco en Milán, Italia. Grandes troncos de árboles que parten de las paredes extienden sus ramas hasta cubrir todo el techo de una de las salas. La densa red de ramas y follaje parece convertir la pared de la habitación cerrada en un paisaje al aire libre, en opinión del especialista Frank Zöllner. La pintura de 267 metros cuadrados fue un encargo del duque de Milán, Ludovico Sforza.

14- ‘Bautismo de Cristo’ | Galería de los Uffizi, Florencia

Aunque se considera que fue pintado por Andrea del Verrocchio, los expertos consideran que el ángel del lado izquierdo está hecho por Leonardo. Ya el historiador del arte Giorgio Vasari, que acuñó el término de Renacimiento, señaló en el siglo XVI que el ángel es obra del pintor.

15- ‘Anunciación’ |  Galería de los Uffizi, Florencia

21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

Se cree que es la primera obra completa existente de Leonardo. Hasta finales del XIX, la obra se había atribuido a Verrocchio.

16- ‘Adoración de los Magos’ | Galería de los Uffizi, Florencia

La Epifanía o aparición del niño Jesús es el centro de esta obra, una de las más conocidas del pintor. La virgen lo sostiene mientras una procesión gira a su alrededor. Da Vinci comenzó a pintar este cuadro de óleo sobre tabla, encargado por los monjes agustinos de San Donato de Scopeto, en 1481 pero en 1482 interrumpió el trabajo para irse a Milán. Antes de llegar a la Galería de los Uffici, en Florencia, en 1794, en donde todavía se encuentra, pasó por la colección de la familia Medici. En marzo de este año volvió a la galería después de haber pasado cinco años en restauración.

17- ‘San Jerónimo penitente’ |  Museos Vaticanos

21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

Los críticos consideran de forma unánime que la mano de Leonardo está detrás de este óleo inacabado que se conserva en los Museos Vaticanos. Realizado alrededor del año 1480, el cuadro trata el tema de San Jerónimo en el desierto. Su forma arrodillada y su expresión en el rostro logran un gran dramatismo y transmiten tanto su sufrimiento como su espiritualidad.

18-  ‘Virgen del clavel’ | Museos Vaticanos

Los expertos coinciden en que el autor de esta pintura es un Leonardo da Vinci joven, de la época en la que el artista trabajaba en el estudio de Verrocchio. La obra, que alberga la Pinacoteca Antigua de Múnich, ya apunta a las marcas del futuro maestro: el manejo de fluidos, una iluminación suave y un paisaje atmosférico.

POLONIA


21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

19- ‘La dama del armiño’ | Museo Czartoryski, Cracovia

Se creyó durante un tiempo que la mujer que sostiene el armiño era una amante del rey Francisco I de Francia a la que se llamó, como a otro cuadro de Leonardo, “la bella herrera”. Sin embargo, quien aparece retratada es Cecilia Gallerani, una de las preferidas del duque Ludovico Sforza, mecenas de Leonardo. La presencia del mustélido es una referencia a uno de los sobrenombres del duque, “El armiño blanco”. Originalmente en el fondo del cuadro se apreciaba un paisaje, pero en el siglo XIX se aplicó sobre él una pintura negra. Un noble polaco lo compró a principios de ese siglo en Italia y hoy pertenece al Estado de Polonia.


RUSIA


21 ‘leonardos’ repartidos por el mundo

20- ‘Madona Benois’ | Museo del Hermitage, San Petersburgo

Esta Virgen con el Niño y flores, conocida como Madona Benois, está considera como una obra de Leonardo da Vinci por la mayoría de los críticos en la actualidad.

21- ‘Madona Litta’ | Museo del Hermitage, San Petersburgo

A mediados del siglo XIX un conde milanés de la familia Litta ofreció al museo del Hermitage su colección compuesta por 44 obras. El director del museo fue enviado a conocerlas a Italia y escogió entre ellas cuatro por las que pagó un precio total de 100.000 francos. La más valiosa era una madonna con niño, atribuida a Leonardo y que posiblemente fue pintada entre 1490 y 1491, en la época en que Da Vinci trabajaba en la escultura en bronce de su mecenas, Ludovico Sforza. El nombre Madonna Litta, por el que se conoce ahora, se hizo popular desde la adquisición por el museo, el 12 de enero de 1865.

Fe de errores

En una versión anterior, se había ubicado la Última cena en el Museo del Louvre de París, pero la obra está en Milán. En lugar de La Virgen de las Rocas de la National Gallery de Londres se había publicado Las Virgen de las Rocas del Louvre.

Más información