Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Comunidad de Madrid invertirá 15,1 millones en la seguridad de Las Ventas

Las obras, que no afectarán a la programación taurina, aún no tienen fecha de inicio

La Comunidad de Madrid destinará 15,1 millones de euros a mejorar la seguridad y la accesibilidad de la plaza de toros de Las Ventas con unas obras que no afectarán a la programación taurina y para las que todavía no hay fecha de inicio.

El portavoz del Gobierno regional y consejero de Presidencia y Justicia, Ángel Garrido, ha informado de este acuerdo del Consejo de Gobierno, y ha añadido que se ha encargado a la empresa pública Obras de Madrid el proyecto y la ejecución de estas obras de rehabilitación que permitirán adecuar la plaza de toros a la nueva normativa en materia de seguridad.

Los trabajos se proyectan después de que en junio se conociese un informe no vinculante del Ayuntamiento de Madrid en el que se alertaba de la necesidad de mejorar los sistemas de evacuación del ruedo madrileño.

Según ha dicho Garrido a los periodistas cuando le han preguntado por la fecha de inicio de las obras, la Comunidad de Madrid tendrá "en breve" el cronograma de cuándo pueden realizarse las actuaciones, en función del calendario taurino.

"Tenemos claro que las obras no deben interferir con la programación taurina", ha remarcado el portavoz del Gobierno madrileño.

El objetivo del Gobierno regional, según precisa esta institución en un comunicado, es el de modernizar y adecuar las instalaciones de la plaza de toros para mejorar la comodidad de los aficionados y asistentes a los distintos eventos que se celebren en el recinto.

La temporada actual de Las Ventas cerrará el 12 de octubre y la previsión es que la de 2018 comience en Semana Santa, según dijo a mediados de agosto el director gerente del Centro de Asuntos Taurinos de la Comunidad de Madrid, Manuel Ángel Fernández.

Fernández expuso que el objetivo del gobierno autonómico es conseguir que el coso capitalino adquiera la catalogación de edificio multiusos para que las licencias de cualquier tipo de espectáculo dependan de ellos y no del Ayuntamiento de la ciudad.

La plaza de toros de Las Ventas, que se comenzó a construir en 1929 y fue declarada Bien de Interés Cultural (BIC) en 1994, cuenta con un ruedo central de 60 metros de diámetro y dispone de unas 23.700 localidades. El edificio principal tiene cuatro niveles.