Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La SGAE vende los teatros Lope de Vega y Coliseum de la Gran Vía de Madrid por 58 millones

La sociedad de inversión Rockspring adquiere junto con la productora Stage ambos edificios

La entidad de gestión los pagó 82 millones en 2009

Interior del teatro Lope de Vega de Madrid.
Interior del teatro Lope de Vega de Madrid.

La SGAE ha vendido los Teatros Lope de Vega y Coliseum, en la Gran Vía madrileña, por 58 millones a la sociedad de inversión Rockspring Property Investment Managers LLP y a la célebre productora escénica Stage Entertainment, como han anunciado hoy los compradores en un comunicado conjunto. Ambos locales suman unas 3.000 butacas, como destaca el mismo documento, y Stage Entertainment se encargará de su programación artística por lo menos durante los próximos 10 años. La propia SGAE ha confirmado a este periódico la operación, aunque remite a un comunicado que publicará mañana para más detalles.

La entidad de gestión había adquirido los dos edificios en 2009 por unos 82 millones de euros. La compra sirvió entonces para ampliar Arteria, la red de teatros y establecimientos en varias ciudades del mundo (Nueva York, Buenos Aires, Sevilla, México D.F...) que el organismo incorporó a su patrimonio bajo la gestión de Eduardo Teddy Bautista y que costó más de 250 millones. Las inversiones, realizadas en épocas de vacas gordas, acabaron provocando deudas millonarias en las cuentas de la entidad, además de alejarla, según han denunciado varios socios a lo largo de estos años, de su función original: cobrar por el derecho de autor y repartir del dinero entre los creadores. Tras la operación Saga, un escándalo de supuesto desvío de fondos en la entidad en 2011 por el que Bautista fue detenido e investigado junto con otros directivos —el caso sigue todavía pendiente de resolución—, la SGAE se comprometió con el Ministerio de Cultura a deshacerse de su red inmobiliaria.

Tras liberarse de varios de sus edificios, en 2014 estuvo a punto de vender del Lope de Vega y el Coliseum por los mismos 58 millones. Sin embargo, la operación se paró en el último momento debido a discrepancias en el seno de la Junta Directiva que gobierna la entidad. Ahora, la venta se ha completado. Los directivos favorables a la operación siempre han defendido que era necesaria para sanear las cuentas de la SGAE, en rojo desde hace años. Los socios críticos, en cambio, consideran que el precio es demasiado bajo respecto a lo que la entidad pagó por ambos teatros. Uno de ellos destaca además que el contrato de venta no establece ningún compromiso de llevar a cabo actividades culturales en ambos teatros y que incluso podrían ser derribados y convertidos "en centros comerciales". De momento, sin embargo, el comunicado de Stage confirma que la compañía se hará cargo de los escenarios del Lope de Vega y el Coliseum durante una década.

La empresa holandesa lleva años celebrando espectáculos en el Lope de Vega, de Los Miserables a Mamma Mia!. En el último lustro, el escenario ha sido ocupado constantemente por El Rey León, uno de los musicales más exitosos de la historia. La compañía también ha producido musicales en el Coliseum, de Chicago a La bella y la bestia. Rockspring Property Investment Managers LLP, en cambio, es una sociedad de inversión centrada sobre todo en oficinas y estructuras industriales en Europa, según la agencia Bloomberg. De hecho, ya tienen propiedades en Alemania, Reino Unido, Portugal, Francia, Suiza, entre otros países.

"Los edificios serán gestionados por Rockspring Iberia mientras que Stage Entertainment España se encargará de asegurar la continuidad de El Rey León y de revitalizar la programación del teatro Coliseum al otro lado de la Gran Vía madrileña", defiende Just Spee, director ejecutivo de Stage Entertainment, en el comunicado.