CRÍTICA | LOS INSÓLITOS PECES GATO
Opinión
Texto en el que el autor aboga por ideas y saca conclusiones basadas en su interpretación de hechos y datos

Camas adyacentes

Un fotograma de 'Los insólitos peces gato'.
Un fotograma de 'Los insólitos peces gato'.

Un ingreso hospitalario tras un ataque de apendicitis coloca a la solitaria y ensimismada Claudia junto al lecho convaleciente de Marta, centro y timón de una bulliciosa familia monoparental que acabará integrándola. Hay en ese punto de partida una aparente contradicción que sostiene toda la película: pese a estar en las últimas fases de una enfermedad terminal, Marta es pura pulsión de vida frente a esa Claudia, de dolencia transitoria, cuya soledad parece haber condenado a la condición de espectro silencioso e invisible.

La debutante Claudia Sainte-Luce —ignora este crítico si la coincidencia nominal con la protagonista sugiere ecos autobiográficos— ha tenido el buen gusto de confiar la dirección de fotografía a Agnès Godard, habitual colaboradora de Claire Denis, en este debut emotivo y poco estridente cuyo contenido, en otras manos, podría alentar un empacho de sensiblería mal entendida.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción