Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cena estelar para comensales desfavorecidos en Madrid

Chefs como David Muñoz y Ricard Camarena cocinan en la iniciativa teinvitoacenar.org para más de 500 personas en exclusión social

Cena estelar para comensales desfavorecidos en Madrid

El 22 de diciembre les ha tocado la lotería a 500 personas a las que habitualmente les maltrata la vida. Aunque el premio gordo no es monetario, sino alimenticio. Figuras estelares de la cocina, como el madrileño David Muñoz o el valenciano Ricard Camarena, se remangan esta noche para encender unos fogones solidarios, por iniciativa de siete asociaciones que trabajan con familias en situación de pobreza, inmigrantes sin trabajo, drogodependientes, menores acogidos, ciudadanos en exclusión social. Y se trata de una cena de Navidad “inclusiva", con el nombre de Teinvitoacenar.org.

“Desde las nueve de la mañana andamos fogoneando con nuestras lentejas solidarias”, ha dicho el chef de Diverxo, cuyas recién estrenadas tres estrellas Michelin son tan brillantes como el entusiasmo que despliega en este proyecto, “de agitación de conciencias”. “Si para ellos será una gran experiencia, para nosotros también”, dice Muñoz, quien servirá unas lentejas estofadas con sobrasada mallorquina, curry y cigalas. El plato de Camarena es una ensaladilla rusa. El cocinero Chema de Isidro, responsable de la escuela de cocina que lleva su nombre, preparará entrantes de tartar de salmón y sushi de cecina. El televisivo Sergio Fernández (Las Mañanas de La 1) ofrecerá patatas riojanas con crujiente de jamón y morcilla con confitura de tomate. Juan Pozuelo (Grupo Raza Nostra) hará unas albóndigas de ternera y setas. Kiko Moya (L’Escaleta) aportará mozzarella de almendra con hidromiel; una muselina de miel también es el toque dulce que imprime a su plato Quim Casellas (Casamar) y de los postres se encarga el repostero Carles Mampel (Bubo).

Para apoyar a los cocineros y a los comensales, así como realizar tareas de organización, hay apuntados 400 voluntarios. La cita es en Madrid, en el Palacio del Negralejo. Pero no es un plan de domingo para comensales coleccionistas de experiencias, sino un modo de solidarizarse a través del interés gastronómico. El público que tiene la suerte de pagar unos buenos euros por su disfrute propio puede compartirlo invitando a distancia. A través de Internet, se puede financiar la cena de una persona por 40 euros, de diez comensales por 300 euros o mandar un donativo libre a través de una fila cero. El dinero que sobre de la cena se destinará a apoyar la labor de las ONG convocantes del evento, que estará amenizado con música en directo y magia de la escuela Tamariz.

“No es eso de ‘sienta un pobre a tu mesa’. Se trata de que la gente se sienta querida y que disfrute. Respondemos a las necesidades de estas personas compartiendo no solo recursos, sino también el sentido de la vida”, dicen los responsables de Teinvitoacenar.org.