“La luz nos habita a todos”, de Dinu Flamand

El poeta rumano publica 'En la cuerda de tender', una antología sobre la asfixia de vivir bajo un régimen totalitario y los anhelos de libertad

'Filósofo meditando', de Rembrandt.
'Filósofo meditando', de Rembrandt.

Dinu Flamand (Transilvania, 1947) es uno de los poetas rumanos más interesantes de las últimas décadas. Sus versos hablan de la asfixia del régimen totalitario que le tocó vivir en su país, de las ansias de libertad, de la vida en el exilio y de la libertad alcanzada por él y su pueblo. En la cuerda de tender. Antología 1983-2002, publicada en edición bilingüe por Linteo se aprecia su mirada crítica y llena de sensibilidad e imágenes terrenales y abstractas. Angustia, terror  y anhelos de felicidad en una misma semilla. En la introducción de este volumen su traductora, Catalina Iliescu Gheorghiu, recuerda que el poeta rumano Ion Negoitescu decía que la poesía de Flamand es "impresionante por la gravedad del tono y el peso de la ideación, por el rigor ejemplar de la vivencia y el incisivo poder de expresión". Una pequeña muestra es el siguiente poema:

A MÍ NO

La luz nos habita a todos, pero de espaldas

a su propio resplandor a veces

con su lado oscuro

como la hoja plateada a merced del viento

de la penumbra el pavor asoma tres dedos

y esboza en su sustancia el ademán fallido

del resignar que se santigua

y sin embargo la secreta euforia se mofa

en la oscuridad como la tonta del pueblo

y estira una piel con cada vez más manchas

por el óxido de los años

no tengo motivo alguno para sentirme eterno

y sí los tengo todos

 a mí no

a mí no...

* En la cuerda de tender. Dinu Flamand. Traducción e introducción de Catalina Iliescu Gheorghiu. Editorial Linteo. 138 páginas.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS