Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lluís Llongueras se sumerge en las formas de la naturaleza

El peluquero experimenta en sus nuevas esculturas que exhibe en Barcelona con la teoría de los fractales

De afición a dedicación. Liberado del negocio de peluquería y maquillaje que gestionaba después de que su propia hija le despidiera, Lluís Llongueras se concentra en su faceta de artista plástico. Ahora presenta sus últimas obras, una serie de esculturas basadas en la teoría de los fractales, en el Arts Santa Mònica, centro de creación artístico contemporáneo de la Generalitat en Barcelona.

Como escultor, Llongueras aspira a desarrollar conceptos originales en la concepción desu obra, el uso de los materiales y la elección de la forma. En los últimos años se ha sumergido en el mundo de los fractales, propiedad que se halla en la naturaleza y por la cual una figura geométrica compleja se repite en un mismo objeto de manera seriada y a diferentes escalas, ejemplo de ello son los copos de nieve vistos a través del microscopio. Su objetivo, convertir una teoría científica en arte.

Creadas en porexpan, material que utiliza por primera vez para crear sus obras de arte, las esculturas de Llongueras recuerdan las formas de la naturaleza: una columna vertebral seccionada por la mitad, las llamas de una hoguera, una alcachofa..., es precisamente la geometría la que ha seducido al peluquero en la elección de la formaa la hora decrear las esculturas. Para modelar las obras ha utilizado un hilo de microcromo con el que cortaba el porexpan "como si fuera mantequilla", ha descrito.

La fiebre geométrica deLlongueras le ha llevado a calificar, eufórico, de "fractal" la chaqueta que lucía en la presentación hoyde la exposición. Cuadros negros y blancos que forman otros cuadros sobre una camisa blanca abotonada y sin corbata y sus distintivas gafas oscuras. La exposición permanecerá abierta al público en el Arts Santa Mònica hasta el 31 de agosto en el espacio Balcó, dedicado a la experimentación artística. El peluquero asegura que nunca venderá estas obras por motivos sentimentales.

Dalí es el referente artístico de Llongueras. El pintor ampurdanés siempre tenía revistas científicas marcadas con papeles a su alrededor y cuenta el peluquero que eso le ha influido en su búsqueda para intentar transformar en arte una teoría científica. "Toda mi vida he dedicado las tardes y los fines de semana crear arte: esculpir esculturas, hacer fotografías, escribir libros. Soy un currante, quizá obsesivo", ha señalado. "Con la cesión de la marca Llongueras puedo vivir tranquilo el resto de mi vida", asegura.