Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La DGT admite que hay coches sin etiqueta ambiental que deberían tenerla

Usuarios empiezan a reclamar el distintivo que les permite circular por la Zona de Bajas Emisiones, tras detectar que su vehículo cumple la normativa

Etiqueta ambiental en un vehículo, en Barcelona.
Etiqueta ambiental en un vehículo, en Barcelona.

La Dirección General de Tráfico (DGT) admite errores en la emisión de los distintivos ambientales que permiten a los coches circular por la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) de Barcelona, que se activó hace una semana. Muchos conductores han empezado a revisar las características de su vehículo y, después de comprobar que cumplen la normativa de emisiones, han reclamado la etiqueta y la han logrado. “Hay algunos casos, pero no algo generalizada”, afirman desde la DGT.

Este organismo concede las ansiadas pegatinas que abren, o cierran las puertas, en los ámbitos con restricción de tráfico por motivos medioambientales como la Zona de Bajas Emisiones de Barcelona o Madrid Central. El problema radica en que a la hora de emitir las etiquetas se tuvo en cuenta la fecha de matriculación del vehículo, vinculada a la entrada en vigor de las diferentes normativas sobre emisiones de vehículos, pero muchos fabricantes que ya habían adaptado los motores con anterioridad. La DGT se exculpa de la responsabilidad y asegura que este criterio se decidió conjuntamente en una mesa donde había otros agentes implicados como fabricantes de vehículos o administraciones.

Algunos conductores se han percatado de que su vehículo cumple la normativa ambiental, pero no disponen de la etiqueta, así que han decidido reclamar, muchos con éxito, según avanzó TV3. “Normalmente se trata de vehículos matriculados meses antes de la entrada en vigor de la normativa”, apuntan desde la DGT, que asegura no tener una cifra de las reclamaciones, a pesar de que los errores ya se empezaron a detectar en 2018. “Se trata de un número limitado de vehículos”, añaden desde la Anfac, la patronal de los fabricantes de vehículos, que está solicitando la información a las diferentes marcas para intentar cuantificar la problemática.

A pesar de la voluntad de quitarle hierro al error, la DGT admite que es suficientemente importante (sea por el incremento de las reclamaciones a raíz de la ZBE o de Madrid Central, que no especifican) como para estar trabajando en un protocolo para agilizar las reclamaciones, que asegura que tendrá listo “en los próximos días”. En estos momentos, los conductores que sospechan que su vehículo podría contar con el distintivo deben acudir al concesionario para pedir un certificado al fabricante donde conste que el vehículo cumple la normativa. Con este papel hay que dirigirse a una estación ITV para solicitar una reforma simplificada de la ficha técnica del vehículo y, finalmente, con esta documentación se puede solicitar la etiqueta en las oficinas de Correos (pagando cinco euros), en gestorías o en talleres autorizados. Desde la Anfac explican que la voluntad es agilizar la fase del certificado del fabricando “agrupando peticiones y estableciendo unos parámetros para comprobar rápido que cumplen las emisiones”.

Las etiquetas ambientales de la DGT

Hay cuatro tipos de etiquetas que emite la Dirección General de Tráfico y que permiten circular por la Zona de Bajas Emisiones, que engloba la mayor parte de la ciudad de Barcelona, además de los municipios de L'Hospitalet de Llobregat, Sant Adrià del Besòs y partes de Cornellà y Esplugues de Llobregat. Las etiquetas son las siguientes:

  • O y Eco. Está destinada principalmente a los eléctricos e híbridos.
  • B. Requiere que los vehículos de gasolina cumplan la norma Euro 3 (corresponde a los vehículos matriculados a partir del 2000) y los diésel, la Euro 4 y 5 (a partir de enero de 2006).
  • C. Está pensada para vehículos de gasolina que cumplen la norma Euro 4, 5 y 6 (matriculados a partir de enero de 2006) y para los diésel que cumplan la Euro 6 (a partir de 2014).
Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >