Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sónar vuelve a buscar vida alienígena a través de la música

El festival enviará canciones a un planeta potencialmente habitable

El cantaor el Niño de Elche.
El cantaor el Niño de Elche.

El Sónar celebró el pasado octubre su 25º aniversario con un acontecimiento pionero: lanzar música al espacio. Los próximos 14, 15 y 16 de mayo la organización repetirá la experiencia con una transmisión similar dirigida, nuevamente, hacia la Estrella de Luyten b, un exoplaneta potencialmente habitable ubicado a 12,4 años luz de la Tierra. Esta vez, son 20 las piezas musicales seleccionadas y pertenecen a artistas como Niño de Elche, Ava Noto, Kate Tempest, Daito Manabe o Squarepusher. Junto a estas propuestas se sumarán otras tres de Nisa Pujol Masià, Pavel Apisov y Darko Keteles, los ganadores del concurso que ha convocado el Sónar para participar en la transmisión interplanetaria.

La iniciativa se llama Sónar Calling GJ273b y entre sus objetivos se entremezcla la vocación exploratoria del Sónar con la hipótesis de recibir respuesta alienígena (en cuyo caso se estima que sucedería dentro de 25 años, coincidiendo con el 50º aniversario del festival). Este segundo lanzamiento contará con la colaboración del Instituto de Estudios Espaciales de Catalunya (IEEC), el centro de investigación sobre las ciencias espaciales, y del astrofísico Yvan Dutil, creador de un sistema de mensajes codificado para poder mantener comunicación con los extraterrestres.

Sónar 2018 introducirá una instalación en el espacio Sónar de Día dedicada a mostrar los aspectos musicales y científicos de la iniciativa. Bajo el nombre Sónar Calling GJ273b Control Room by Absolut el visitante podrá sumergirse en la atmósfera de Tromsø (localidad noruega desde donde tiene lugar la transmisión espacial), escuchar las piezas seleccionadas y visualizar una serie de proyecciones con entrevistas a los artistas participantes y contenido científico.