Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat pedirá por carta a Rajoy negociar formalmente el referéndum

El Gobierno catalán asegura que "no tiene ninguna intención de controlar los medios de comunicación", en referencia al borrador sobre la ley de ruptura

Reunión semanal del Gobierno catalán, este martes.
Reunión semanal del Gobierno catalán, este martes.

El Gobierno catalán ha acordado este martes pedir formalmente al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, negociar los términos y condiciones de un referéndum "en que los catalanes podrán decidir con su voto el futuro político de Cataluña". La consejera de la Presidencia y portavoz del Ejecutivo, Neus Munté, ha detallado que la misiva se remitirá en los próximos días a la Moncloa y que la decisión ya la avanzó este lunes Carles Puigdemont durante su conferencia en la Madrid.

Tras la reunión del Gobierno catalán, Munté ha sostenido que la Generalitat quiere solemnizar las eventuales negociaciones y que aguardan una "respuesta concreta" y en tono cívico lejos de las manifestaciones que ha realizado esta mañana la ministra de Defensa Dolores de Cospedal que ha equiparado el plan secesionista a un "golpe de Estado". La voluntad del Gobierno de Puigdemont es, utilizando un símil futbolístico, aguardar hasta el último segundo de la prórroga. "Y para que eso ocurra se tiene que jugar el partido", ha dicho. Munté no ha querido avanzar acontecimientos y no ha querido revelar que hará el Gobierno central cuando reitere su oposición a negociar.

La petición del Ejecutivo catalán se sustenta en varios argumentos: en la mayoría parlamentaria surgida de las elecciones del 27-S;y en la mayoría social que secunda en referéndum, que apoya el 80% de los ciudadanos catalanes y que se ha articulado alrededor del Pacto Nacional por el referéndum y en las resoluciones aprobadas en la Cámara en favor de la consulta. "Esperamos una respuesta que esté a la altura, que sea cívica y democrática", ha sintetizado Munté, que se ha mostrado partidaria de crear una Mesa de negociación en la que la Generalitat está dispuesta a sentarse hasta el final. "Es para hablar del referéndum. No es ni para hablar del pacto fiscal o infraestructuras", ha advertido.

Contenido "muy grave"

El borrador de la ley de ruptura avanzado por EL PAÍS recoge la posibilidad de intervenir en los contenidos de los medios de comunicación, públicos y privados, si no son equitativos a la hora de tratar la campaña del referéndum. Munté ha asegurado que el Gobierno catalán "en ningún caso" trabaja en este texto y ha calificado ese apartado de "muy grave". "No nos pronunciamos sobre rumores y especulaciones. Pero en concreto eso es muy grave. El Gobierno no tiene ni tendrá ninguna intención de controlar los medios de comunicación públicos o privados. No somos los que aprobamos la Ley Mordaza o cerramos diarios. Nada más lejos de lo que dice ese borrador", ha aseverado la portavoz.

Más información