Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Clara Ferrando: “Montoro está acabando con la paciencia de los valencianos”

La secretaria autonómica de Hacienda reclama un sistema de financiación justo

La secretaria autonómica de Hacienda, Clara Ferrando. Ampliar foto
La secretaria autonómica de Hacienda, Clara Ferrando.

El malestar del Gobierno valenciano con el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, es mayúsculo por varias razones, pero la primera y principal radica en que los recursos que transfiere el Estado “no cubren ni el 80% del gasto básico, que incluye sanidad y educación”, ha señalado a EL PAÍS la secretaria autonómica de Hacienda, Clara Ferrando. En los presupuestos de 2017, que se presentarán en octubre a las Cortes Valencianas, se volverán a incluir, como en el anterior, 1.300 millones de euros, "lo que corresponde a la Comunidad Valenciana con el sistema de financiación correcto".

Para el Gobierno valenciano es la única fórmula para no acometer recortes y poder cumplir el objetivo de déficit del 0,5% del PIB impuesto por el Gobierno. "Si Montoro nos obliga a eliminar esos 1.300 millones que nos envíe también la lista de colegios y hospitales que tenemos que cerrar”, ha destacado Ferrando.

La Comunidad Valenciana padece infrafinanciación como consecuencia de un sistema injusto, como ha reconocido el propio Montoro. "Y los datos de las balanzas fiscales así lo demuestran. Son de su ministerio y son incontestables. Aún así nos somete a un chantaje continuo y a un maltrato intolerable”, agrega la responsable de las finanzas valencianas.

Según el informe elaborado por Hacienda, la Comunidad Valenciana tiene un saldo fiscal negativo con el resto de España de 1.416 millones de euros, que equivale al 1,48% de nuestro PIB, que, quiere decir, que aporta al Estado 1.416 millones de euros más de los que recibe. Siendo el saldo fiscal per cápita de 280 euros. "Los valencianos tenemos una renta por cápita 12 puntos inferior a la medida española y aún así somos una comunidad contribuidora neta. Es un caso único. Una comunidad pobre que aporta más de lo que recibe. Montoro nos ofrece el FLA [Fondo de Liquidez Autonómica] como una limosna. Nos presta con intereses nuestro propio dinero. El FLA es solo pan para hoy y hambre para mañana”, ha insistido Ferrando.

Para el ejecutivo que preside el socialista Ximo Puig, es imprescindible modificar el sistema de financiación para eliminar el déficit y reducir la deuda. "Montoro está ahogando financieramente la Comunidad Valenciana. Sabe que aquí estamos haciendo las cosas bien, pero también sabe que sin recursos no hay autonomía ni capacidad de gestión. Practica la deslealtad institucional y la extorsión política porque el PP ya no gobierna la comunidad y el gobierno central quiere castigar a los valencianos. Montoro está acabando con la paciencia de los valencianos”, ha destacado la segunda de la Hacienda valenciana.

Ferrando ha indicado que no se cumple la Constitución ni la Ley de Financiación Autonómica. “No hay redistribución de la riqueza ni hay solidaridad con los valencianos. No queremos ni más ni menos que otras autonomías, queremos un sistema justo y un trato digno que nos permita atender las competencias que tenemos que gestionar”, ha defendido.

El delegado del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Juan Carlos Moragues, ha destacado que los presupuestos autonómicos no se pueden hacer mal y ha recordado que los valencianos disponen este año de 1.000 millones de euros más. "Una cosa es reivindicar y otra es hacer los presupuestos mal", ha señalado. Según Moragues, en 2014 se pagaron 1.200 millones de euros en intereses, y este año la cantidad presupuestada es de 300. "La situación financiera es mucho mejor, aún reconociendo que la Comunidad está mal financiada", ha agregado Morgues que ha añadido que el Gobierno en funciones ha hecho una transferencia de 1.300 millones para el pago de proveedores en junio y julio.

Más información