Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gran Hermano de las cigüeñas de Alcalá

SEO BirdLife anilla dos polluelos e instala una webcam en el nido para que los ciudadanos puedan seguir la evolución de la cría

Anillado de dos crías de cigüeña en Alcalá de Henares.
Anillado de dos crías de cigüeña en Alcalá de Henares.
Alcalá de Henares

El anillamiento de dos crías de cigüeña este martes en Alcalá de Henares permitirá seguirles la pista durante el resto de sus vidas. Han nacido esta temporada en un nido construido sobre el Ayuntamiento de una ciudad en la que la cigüeña es todo un símbolo. El censo (no oficial) de SEO BirdLife, que no deja de crecer cada año, dice que ya son 130 las parejas que anidan aquí. Como novedad, la ONG ornitológica y el Consistorio han instalado una webcam en el nido, gracias a la cual se puede seguir el desarrollo vital de estos polluelos.

"Lo que no se conoce no se protege", ha indicado el alcalde, Javier Rodríguez Palacios (PSOE). Con la iniciativa se intenta poner en valor el gran patrimonio que tiene Alcalá, no sólo artístico, también natural. "Esta mañana, viniendo hacia aquí, he visto varias especies de ave que son difíciles de ver en otros lugares. Además, tener construcciones del siglo XVI y XVII ayuda a que estas puedan anidar", ha precisado el regidor.

En similares términos ha desarrollado su intervención Asunción Ruiz, directora de SEO BirdLife: "La mejor manera para que los ciudadanos empiecen a saber qué hace falta para tener bienestar en las ciudades es naturalizarlas". Tras subrayar que en la ciudad complutense vive el 10% de las cigüeñas de toda la región, dos técnicos de la organización de Ruiz han aparecido con una bolsa verde. En el interior se encontraban los dos polluelos a anillar.

Cuando las crías de cigüeña, asustadas y algo desplumadas, han irrumpido en la sala de prensa, los flashes de los móviles han comenzado a dispararse sin discreción. A la par, el silencio ha conquistado el lugar. Así lo han pedido los miembros de SEO BirdLife y los agentes forestales que han acudido al 'bautizo' de los polluelos. Se quería evitar a toda costa provocarles ansiedad.

1.120 pollos anillados

Durante los pocos minutos que ha durado el anillamiento, solo se ha escuchado la voz de Juan Prieto, un ornitólogo local que lleva más de dos décadas siguiendo a las cigüeñas en su ciudad. Realizó el primer censo de estas aves, que viven una media de 27 años, en 1988. Desde entonces la población de cigüeñas se ha multiplicado. En este tiempo ha anillado 1.120 pollos, a una media de 60 cada temporada. "Este año las lluvias han hecho daño. Yo pensaba que beneficiaba a las cigüeñas porque crecería la hierba y encontrarían más alimentos. Ha llovido demasiado y muchas parejas han fracasado".

Detalle de las dos anillas que ha puesto SEO BirdLife a cada cría de cigüeña. ampliar foto
Detalle de las dos anillas que ha puesto SEO BirdLife a cada cría de cigüeña.

En el nido del Ayuntamiento, construido con diversos materiales (principalmente ramas), había cinco huevos. Tras 33 días de gestación, nacieron tres polluelos, pero solo han sobrevivido los dos que han sido anillados hoy. "Las cigüeñas ponen cinco huevos, pero sobrevive una media de 1,7 crías por pareja", afirma Prieto. En este caso han sido dos, aunque después de ponerle las anillas (una de PVC, blanca, para distinguir el ejemplar en la distancia, y otra de metal con toda la información vital), uno de los pollos ha tenido que ser evacuado en el centro de recuperación por consejo de un veterinario. "Sus constantes eran débiles, hay que ayudarle a evolucionar", ha destacado el experto.

Cuando se mejore, volverá al nido con su hermano. Estarán varios meses más en él, tiempo en el que cualquier persona que lo desee podrá seguir su evolución gracias a la cámara que han instalado en el tejado del Ayuntamiento, donde se encuentra el nido. En unas semanas echarán a volar y, en agosto, emigrarán al norte de África, ha explicado Prieto. "Si sobreviven, volverán".

La ruta de la cigüeña

La cigüeña blanca es el ave más emblemática de Alcalá de Henares. La de la ciudad complutense es la mayor colonia de cigüeñas de la Comunidad de Madrid ubicada en un casco urbano. El asentamiento de cigüeñas en los principales monumentos de la ciudad hace posible un itinerario turístico que combina el patrimonio histórico y el natural.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram