Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El IDI adjudicó servicios a empresas sin pasar por un concurso público

La Sindicatura de Cuentas encuentra irregularidades en algunos contratos del Instituto de Diagnóstico por la Imagen

La Sindicatura de Cuentas ha detectado irregularidades en la contratación de algunos servicios por parte del Instituto de Diagnóstico por la Imagen (IDI), una empresa pública adscrita al Servicio Catalán de la Salud (CatSalut). En un informe de fiscalización del ejercicio de 2013, la Sindicatura ha revelado que el IDI adjudicó de forma directa diversos servicios que debían ser contratados a través de un concurso público.

Según el ente fiscalizador, el IDI adjudicó directamente servicios de certificación de normas europeas por un importe de 29.662 euros. Esta cuantía requería, sin embargo, que el procedimiento contractual pasase por un concurso público. Asimismo, la Sindicatura también ha visto que el servicio de asesoría jurídica, que lo presta un gabinete del ramo desde 2011 de forma continuada, debía ser sacado a concurrencia pública, independientemente del importe del contrato.

Por otra parte, el Instituto de Diagnóstico adjudicó servicios de formación, mantenimiento y mejora de los sistemas de gestión de calidad sin concurrir tampoco a un concurso público. Según el ente fiscalizador, en la documentación facilitada por el IDI "no queda suficientemente justificada la imposiblidad de promover la concurrencia de otros licitadores".

Pero no sólo en el área de contratación ha encontrado irregularidades la Sindicatura. Algunas retribuciones a altos cargos también han sido puestas en tela de juicio por falta de justificación por parte del IDI. El ente fiscalizador ha encontrado que la empresa de diagnóstico por la imagen pagó 14.837 euros a dos directivos en base a retribuciones variables vinculadas a objetivos sin que este concepto conste en sus contratos. "No hay constancia de las fichas individualizadas de establecimiento de los objetivos, ni de la evaluación de objetivos ni de la aprobación formal por el órgano competente de los importes", reza el informe. La Sindicatura ha probado, además, que las retribuciones fijas de dos altos cargos son superiores a las establecidas en sus contratos.

Incompatibilidades

Otra de las anomalías recogidas en el informe fiscalizador pasa por la incompatibilidad de un facultativo del IDI que cotizaba en la Seguridad Social en régimen de pluriempleado —tenía un segundo empleo asistencial en la sanidad pública—, pese a que existía una resolución del consejero de Salud, Boi Ruiz, en la que se le denegaba la compatibilización de su empleo en el IDI  con otro en el ámbito de la sanidad pública.