Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ararteko pide estar “alerta” ante los casos de “subnutrición infantil”

El Parlamento espera un plan de pobreza infantil que ordenó para febrero

El 'ararteko' Iñigo Lamarca junto a la directora de la oficina vasca de la infancia, Elena Ayarza.
El 'ararteko' Iñigo Lamarca junto a la directora de la oficina vasca de la infancia, Elena Ayarza.

El 45% de los expedientes del Ararteko en los que había menores involucrados en 2013 tienen relación con situaciones de pobreza. El defensor, Iñigo Lamarca ha hecho publica este lunes la memoria de 2013 de la oficina de la infancia, un documento en el que se recoge la necesidad de que las políticas públicas tengan una visión más “pro-infantil” para que “discriminen positivamente a las familias con hijos”.

El defensor no observa un “agravamiento importante” de la pobreza infantil, ante la falta de indicios en los servicios sociales, sanitarios o educativos, que niegan haber encontrado un “incremento sustancial y alarmante” de este tipo de casos. Pero resalta que es necesario mantener la “alerta” ante la tendencia ascendente de los indicadores empujados por la crisis.

El defensor reclama una visión “pro-infantil” de las políticas públicas

El Ararteko recoge en su informe que, tras sus análisis, no se puede hablar de situaciones de malnutrición, sino de “cierto deterioro en la calidad y equilibrio de la dieta alimenticia” en los menores de edad. “No se puede hablar de un problema estructural de desnutrición infantil aguda o crónica por causas socioeconómicas, pero sí de un incremento de las situaciones de subnutrición infantil”.

En esta situación, el Ararteko repitió las cifras que aportó en enero de 2013 sobre menores con problemas de alimentación, en el que se cuantificó esta realidad en 16.000 menores de 16 años de toda Euskadi. El informe recoge la intención del Departamento de Asuntos Sociales de adelantar a 2014 un estudio que se realiza cada cuatro años para contar con datos actualizados que actúen de antena sobre la situación real y tomar medidas.

La memoria de la oficina de la infancia recuerda cómo en octubre de 2013 el Legislativo autonómico aprobó que, en el plazo de cuatro meses el Gobierno y las Diputaciones impulsaran un plan para atajar situaciones de pobreza y que este buscara especialmente prevenir y luchar contra la pobreza infantil. El documento no ha sido aprobado pese a que el plazo estaba establecido para el mes de febrero. La Cámara también ha aprobado recientemente la necesidad de que la administración autonómica analice la posibilidad de aprobar medidas para paliar situaciones de déficit en la alimentación de los más pequeños, idea ya lanzada por la Junta de Andalucía.

Exige “diligencia exquisita” a Lanbide con las ayudas a familias

Euskadi está en porcentajes inferiores que otras partes del Estado en materia de pobreza infantil. Y es que el sistema de garantía de ingresos surte efecto a la hora de sacar de la pobreza al 30% de las familias con niños, que abandonan la situación de pobreza real. Pero el 43% no logra superar ese umbral y el 26% no recibe ayudas públicas para superar esas situaciones.

Ante el valor que tienen las ayudas sociales especialmente en familias que tienen niños a su cargo, y ante los problemas de gestión que el Servicio vasco de Empleo arrastra sobre estas prestaciones, el defensor reclamó ayer públicamente a Lanbide que sea “exquisitamente diligente” en la tramitación de la Renta de Garantía de Ingresos a este tipo de familias —el 26% de las que en octubre de 2012 recibían la RGI tenía menores—.

Del total de 520 expedientes en los que trabajó la oficina de la infancia 236 tuvieron relación con este tipo de cuestiones. En el segundo lugar se encontraron el pasado año las quejas relacionadas con la educación, un 26% del total. Asimismo, el defensor detecta un aumento de quejas y expedientes relacionados con problemas en las lonjas alquiladas por jóvenes.