Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mas pone en marcha el embrión de la agencia tributaria catalana

El nuevo organismo es más simbólico que real

La ventanilla única local y autonómica dispondrá de 1.399 empleados y asumirá el cobro de deudas

Artur Mas, presidente de la Generalitat, antes de la presentación del primer paso de una Hacienda propia. Ampliar foto
Artur Mas, presidente de la Generalitat, antes de la presentación del primer paso de una Hacienda propia.

La Generalitat de Cataluña y las cuatro diputaciones provinciales han puesto en marcha hoy lo que debe ser el embrión de la agencia tributaria catalana, bajo el nombre de Tributs de Catalunya. Se trata de una red inicialmente de 53 oficinas que recaudarán impuestos locales y autonómicos y un portal de Internet de información tributaria. La ventanilla única local y autonómica dispondrá de 1.399 empleados públicos y asumirá el cobro de deudas, por ejemplo de tráfico, que hasta ahora venía recaudando la agencia estatal de acuerdo a un convenio entre administraciones.

El nuevo organismo es más simbólico que real. La Agencia Tributaria de Cataluña (ATC), creada en 2007, solo aporta ahora cuatro oficinas de una red que podrá llegar a tener 152 sucursales. Eso dará, de entrada, una visibilidad que no tenía la ATC, puesto que buena parte de los tributos propios (Sucesiones y Transmisiones Patrimoniales) son recaudados por los registradores mediante un convenio de colaboración. El acto también es simbólico porque este año se celebra el centenario de la Mancomunitat, que nació de la unión de las cuatro diputaciones provinciales. “Hoy recogemos ese espíritu”, ha recordado Mas.

El presidente de la Generalitat ha abogado porque la nueva agencia no sea “una repetición” de la Agencia Tributaria del Estado, a la que ha acusado de tener un concepto basado en “exprimir a la gente a través de los tributos”. En opinión de Mas la Hacienda catalana debe tener “más proximidad y ofrecer mejor servicio”, algo que ha resumido en “Menos fraude y no tanta represión”.

El Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas está "estudiando"los primeros pasos anunciados hoy desde la Generalitat de Cataluña para crear una futura hacienda propia.Fuentes del departamento que dirige Cristóbal Montoro han asegurado a Europa Press que, por el momento, se están analizando estas primeras gestiones. La presidenta del PP catalán, Alicia Sánchez-Camacho también ha dicho que la formación "estudiará acciones legales". Sin embargo, fuentes del partido creen que no se podrá impugnar la nueva agencia porque, de momento, carece de consignación presupuestaria.

En opinión de Mas el paso dado hoy por la Generalitat y las diputaciones provinciales no debe ser interpretado como un “pulso al Estado” sino como una apuesta para construir “una Cataluña mejor”.En este sentido ha asegurado que el anuncio de hoy es un paso intermedio para lograr una agencia tributaria catalana que recaude "todos los tributos".

Los cuatro presidentes de las diputaciones han puesto énfasis en las facilidades al contribuyente que dará la nueva agencia y han destacado que se trata del primer paso a la Hacienda catalana. “Es un paso a la necesaria soberanía fiscal”, ha afirmado el presidente de la Diputación de Barcelona, Salvador Esteve. Joan Giraut, de la Diputación de Girona, ha destacado que con el acto de hoy se coloca la “primera piedra de la hacienda catalana”, lo que ha considerado “uno de los pilares del autogobierno”.