Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mas presume en Israel de la I+D catalana tras recortarla un 27%

La Generalitat acuerda que científicos catalanes e israelíes participen en programas de intercambio

Los constantes recortes en materia de innovación y desarrollo no hacen desistir a Artur Mas de su idea de que Cataluña se codee con los gigantes del sector. Si en 2012 el presidente catalán viajó a Boston (EEUU) para acercar los centros de investigación catalanes a los de Massachusetts, ayer hizo lo mismo en Israel, que ha hecho de la I+D impulsada por la industria militar, una de sus principales señas de identidad. Mas incluso ve Barcelona en el centro del triángulo imaginario que forman Massachusetts, Cataluña e Israel.

El presidente catalán firmó un convenio de colaboración con el Instituto Weizmann, cuna de premios Nobel y, en palabras de Mas: “el Harvard israelí”. Concretamente, la Generalitat ha acordado que científicos catalanes e israelíes participen en programas de intercambio. Mas sacó pecho y aseguró que hoy la I+D catalana puede medirse ya con la de Israel, que desde los años sesenta apuesta fuerte por el sector.

Uno de los datos que Mas citó con orgullo es que los científicos catalanes son más productivos que los de Israel porque siendo menos logran niveles de excelencia similares. A este incremento de la productividad ha influido los masivos recortes que la Generalitat, aunque también el Gobierno central, han aplicado a los planes de I+D catalanes.

Desde 2010, la aportación de la Generalitat a I+D ha caído en 165 millones, un 27%. Según el último proyecto de Presupuestos, en 2014 se destinarán 442 frente a los 503 de 2012. Mas se refirió ayer entre risas a este hecho en su parlamento ante un público formado por directivos del centro Weizmann y de una quincena de centros catalanes. Según Mas, Andreu Mas-Colell, consejero de Economía y Conocimiento, ha demostrado que un consejero responsable de la I+D como es su caso, también puede serlo de los recortes.

En 2011, Israel destinó a I+D el 4,2% de su PIB frente al 1,6% de España. Para superar el desajuste, Mas-Colell defendió la importancia de los nuevos convenios de la Generalitat con Israel. El instituto Weizmann recibirá a cinco investigadores catalanes y enviará otros cinco a Cataluña como parte del programa de intercambio. Además se celebrarán dos conferencias anuales y se facilitará el acceso de científicos israelíes al Sincrotrón de Sant Cugat. El alcalde de Barcelona Xavier Trias anunció que Israel será el país invitado de la Barcelona Design Week.