La Comunidad debía en mayo 1.062 millones a proveedores según Hacienda

Madrid rebaja los pagos pendientes, calculados por el Ministerio de Montoro, por debajo de 700 millones y los achaca a la falta de permiso para emitir deuda

El Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas estima que la deuda total que la Comunidad de Madrid tenía pendiente con proveedores el pasado 31 de mayo ascendía a 1.062,4 millones de euros. El Gobierno regional rechaza que esa sea la cantidad de sus facturas por pagar, y así se lo ha remitido por escrito al Ministerio que dirige Cristóbal Montoro.

El Ejecutivo autonómico insiste en que la deuda con proveedores no pasaba de los 700 millones, lo que a su entender “no es un resultado escandaloso”. “Pagamos por riguroso orden de llegada”, prosiguen desde el Gobierno regional, desde donde apuntan que la deuda se remonta al déficit del 2,2% que Madrid tuvo en 2011 por los malos datos del último trimestre, que empeoró las previsiones iniciales y terminó obligando a Esperanza Aguirre a recortar 1.045 millones a mediados de 2012. La Comunidad sostiene que no tiene un problema de tesorería y que si no paga más rápido se debe a la escasa disponibilidad de liquidez que le permite la Administración Central.

El Ejecutivo está a la espera de poder colocar 689 millones desde julio

“Desde el pasado julio estamos pendientes de que nos den permiso para colocar deuda por 689 millones de euros, equivalente al 3,7% del PIB”, observan desde la Consejería de Economía y Hacienda en referencia al nuevo techo fijado, que en un principio estaba en el 0,7% y en agosto aumentó al 1,07% (casualmente como el déficit madrileño en 2012, y aun así por debajo del 1,3% establecido de media para el conjunto de las autonomías). En los primeros meses del año, la Comunidad cubrió todas sus necesidades de financiación al colocar 2.270 millones correspondientes a amortizaciones de deuda y 1.314 millones de endeudamiento nuevo correspondientes al déficit de este año.

De lo más de mil millones de Madrid por pagar a proveedores según las cuentas de Hacienda, 540,9 millones corresponden a deuda del sector público administrativo. Otros 481,9 millones entrarían dentro del apartado de Incorporación al ámbito del sector empresarial y fundacional, mientras que 19,9 millones se adeudarían en transferencias a instituciones sin fines de lucro. Además, 15,3 millones se englosarían dentro de la partida de transferencias a farmacias, y 3,5 millones a entidades locales. Otros 707.000 euros corresponderían a sentencias por expropiaciones. Las autonomías que superaron los mil millones de deuda madrileña, según Hacienda, fueron la Comunidad Valenciana, con 4.048 millones, seguida de Cataluña (2.997), Andalucía (2.529 millones), Castilla-La Mancha (1.668) y Baleares (1.122).

A este respecto, el Gobierno de Ignacio González destaca que cumple con la Ley de Morosidad, que para este ejercicio marca como objetivo que las empresas paguen a 60 días y las empresas públicas a 30 días. Más del 80% de los pagos de Madrid se realiza a 25 días, frente a los 37 que tardó de promedio el Estado en el segundo trimestre del año (en el primero fueron 58 días).

El Gobierno regional paga a 25 días por los 37 de promedio del Estado

La Comunidad cerró el segundo trimestre del año con una deuda global del 12,1,% del PIB, casi siete puntos por debajo de la media (18,9%), según datos el Banco de España. Los registros de Madrid solo los mejoró Canarias, con la salvedad de que el archipiélago sí ha acudido al Fondo de Liquidez Autonómico (FLA), cosa que Madrid no ha hecho.

El FLA se creó el año pasado para ayudar a las autonomías con dificultades para financiarse en los momentos más duros del mercado. Su dotación fue de 18.000 millones, de los que se consumieron 16.638. Nueve comunidades se adhirieron entonces: Andalucía, Asturias, Baleares, Canarias, Cantabria, Cataluña, Castilla-La Mancha, la Comunidad Valenciana y Murcia. Cataluña recibió el 40% del FLA (6.732 millones) seguida de la Comunidad Valenciana (3.855), Andalucía (2.827) y Castilla-La Mancha (1.037). Para este ejercicio, el FLA dispone de 23.000 millones y la previsión de Hacienda es que se gasten 19.694,97 millones. Madrid tampoco pretende acogerse en 2013, frente a las mismas autonomías que ya lo hicieron en 2012. De acuerdo con los datos del Ministerio de Hacienda, la deuda total de las nueve regiones que han acudido al FLA ascendía el 31 de mayo a 13.900 millones. Una cifra muy por encima de los 3.189 millones que se repartían las restantes comunidades que no han recurrido al fondo.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50