Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno vasco aspira a la exclusividad en la aprobación de títulos universitarios

La reforma de administraciones del Ejecutivo central prevé la eliminación de Unibasq

La viceconsejera vasca de universidades cree que la medida vulneraría la normativa vigente

Juan A. Legarreta (izda), director de Unibasq, Itziar Alkorta, viceconsejera de universidades y Javier A. Aldama, director de universidades. Ampliar foto
Juan A. Legarreta (izda), director de Unibasq, Itziar Alkorta, viceconsejera de universidades y Javier A. Aldama, director de universidades.

El Gobierno vasco quiere asumir competencias plenas en la acreditación de nuevas carreras universitarias. Para ello, la agencia regional Unibasq, que publica los informes de evaluación y acreditación de cursos y profesores universitarios en Euskadi, espera adaptarse a la normativa europea (ENQA en sus siglas inglesas) el año que viene, ha informado este miércoles su director Juan Andrés Legarreta.

Actualmente el organismo regional tiene competencia en este ámbito y su sello es obligatorio para aprobar nuevos planes de estudio, según la ley del Sistema Universitario Vasco. Además, las carreras nuevas que proponen las universidades tienen que pasar también por el filtro de la Agencia Nacional de Acreditación y Calidad, lo que crea una duplicidad, según Legarreta.

El Gobierno de Rajoy quiere crear un organismo nuevo centralizado

El Gobierno de Mariano Rajoy prevé la eliminación de Unibasq en su reforma de la administración pública, según el informe publicado el pasado abril por la comisión creada para este fin (llamada CORA). El plan, que no es vinculante, recomienda la creación de una nueva agencia centralizada que asuma todas las competencias. Fue presentado con el argumento de no tener pretensiones ideológicas y únicamente para mejorar la eficacia de las administraciones, según declaró entonces Soraya Sáenz de Santamaría. El ente público Aneca (Agencia Nacional de Evaluación de Calidad), según el informe del Ejecutivo, asumiría "la unificación en una sola agencia de los organismos encargados de la evaluación y acreditación de titulaciones y profesorado universitario".

El Gobierno vasco aprobó la ley 13/2012 el pasado 28 de junio con la intención de adaptar Unibasq a los parámetros de calidad de la UE. Esto dotaría a Euskadi de competencias exclusivas para autorizar nuevas carreras universitarias, como lo hacen ya Cataluña, Castilla y León, Galicia y Andalucía, y permitiría al ejecutivo autonómico conservar el organismo regional.

La agencia central no da abasto con las evaluaciones, según la viceconsejera vasca de universidades

Itziar Alkorta, viceconsejera vasca de Universidades e Investigación, ha declarado en la misma rueda de prensa que eliminar las competencias establecidas en el actual acuerdo entre Aneca y Unibasq vulneraría "la normativa vigente". Ha añadido que no está claro que centralizar el sistema sea más eficiente, ya que la ANECA "no da abasto" con las acreditaciones y ha tenido que ampliar el periodo de evaluación a ocho años.

Unibasq ha presentado además este miércoles los resultados de su Memoria del año pasado, disponible en su página web. De los 1.145 docentes que se prestaron voluntariamente a la evaluación de la agencia para obtener un puesto nuevo, el 40% consiguieron "ascender de escalafón", en palabras de Legarreta. No eran nuevas incorporaciones. Los aspirantes a profesorado adjunto fueron los que mejores resultados obtuvieron (un 54%).

El ente público está elaborando también una base de datos electrónica que estará a disposición de los alumnos. Podrán comprobar las notas medias de las carreras, las estadísticas de acceso y, con el tiempo, datos de inserción laboral, ha explicado Alkorta. La información se basa en el seguimiento continuo de títulos universitarios (120 de grado y 31 de máster).

Más información