Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PRESUPUESTOS

El ‘lehendakari’ invita a buscar salidas mediante un consenso sobre “los datos”

Se compromete a respetar el acuerdo que se resulte de las conversaciones

Urkullu se dirige a iniciar su intervención en la asamblea de Elkargi.
Urkullu se dirige a iniciar su intervención en la asamblea de Elkargi. EFE

Iñigo Urkullu ha sacado con inusitada rapidez otro as de la manga para replicar cuanto antes el golpe de efecto que le suponía la doble enmienda a la totalidad de los presupuestos presentada horas antes por EH Bildu y PP. Además, se lo pusieron en bandeja. Bastó curiosamente la primera pregunta del coloquio posterior al almuerzo de Elkargi, en San Sebastián, para que Urkullu tuviera la ocasión de proponer a todo el arco parlamentario una alternativa. Según dijo, se trataría de analizar la situación económica a partir de los datos reales de los primeros cinco meses de 2013 y a partir de ahí “buscar las fórmulas pertinentes” y “decidir desde el consenso qué hacer”.

Para fundamentar su propuesta, Urkullu ha recordado que el martes se habían conocido los datos de recaudación de los dos primeros meses del año, que no sólo son más bajos que los de 2012, sino que incluso son peores que las previsiones elaboradas por el Consejo Vasco de Finanzas el pasado mes de octubre. En concreto, fuentes del Gobierno vasco han cifrado esta caída de la recaudación en el 5 %.

Su reto a la oposición fue un poco más allá al afirmar: “me comprometo a respetar lo que se acuerde”. Eso sí, en ningún caso esta opción supondría un retraso en el proceso de aprobación de los presupuestos. Con todo, el aviso de los dos partidos de izquierda ha contrariado seriamente al Gobierno porque entiende que suponen desoír la realidad de la situación económica.