Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Xunta ratifica que el exalcalde de Sada taló árboles protegidos

El juicio celebrado ayer en la Audiencia Provincial de A Coruña quedó visto para sentencia

Visto para sentencia quedó ayer en la Audiencia Provincial de A Coruña el juicio contra Ramón Rodríguez Ares, primer teniente de alcalde de Sada, por la tala sin permiso, cuando era regidor, de 360 árboles en el entorno del humedal de As Brañas.

Para la Fiscalía de nada valieron los argumentos y la declaración del perito aportado por la defensa para exculpar al exregidor reconvertido ahora en primer teniente de alcalde. El ministerio público mantiene su petición de condena de seis años y nueve meses de cárcel, además de seis años de inhabilitación además del pago de una multa de 13.680 euros por sendos delitos contra el medioambiente y de prevaricación.

Aunque un guardia civil del Seprona cifró en 35 los árboles cortados cuando acudieron al lugar, en abril del año 2005, el agente confirmó que parte de los trabajos ordenados por el exalcalde — que además de la tala incluyeron un relleno— se realizaron en “suelo urbanístico de especial protección de espacios naturales”. Junto a ello, un agente forestal de la Xunta declaró que el hábitat natural del humedal —entre el que se encuentra diversos tipos de anfibios y aves—, “se vio afectado” por la tala realizada sin permiso.

En este juicio, también está acusado Emilio Gómez, entonces primer teniente de alcalde de Rodríguez Ares y ahora edil de Obras del gobierno bipartito de Sada que encabeza Ernesto Anido (PP). El fiscal pide para él cinco años de cárcel, otros tanto de inhabilitación y 10.800 euros de multa.