Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“Ya no se necesitan tarjetas de crédito”

Paypal, el sistema de pago líder en Internet, cuenta con 137 millones de usuarios

John Lunn, director de innovación de PayPal, durante la primera edición de 'Battle Hack'.
John Lunn, director de innovación de PayPal, durante la primera edición de 'Battle Hack'. EL PAÍS

Pioneros de sistemas de pago online como el director de la red de desarrolladores de PayPal para Europa, Oriente Medio y África, John Lunn, han conseguido que el pago y el envío de transferencias a través de la red cada vez gane más terreno a los cheques y giros postales tradicionales. “Sistemas como PayPal son la manera más segura de comprar porque no se da ningún detalle financiero del comprador“, argumenta Lunn para los que aún no se atreven a dar el paso hacia el e-commerce.

Lunn ha pasado el fin de semana en Barcelona formando parte del jurado del BattleHack, una competición que ha reunido a más de 200 desarrolladores en la capital catalana. En solo 24 horas, los distintos equipos han creado decenas de aplicaciones para mejorar la vida de la ciudad. El conjunto ganador viajará a Silicon Valley, donde se enfrentará a los vencedores de diez otros países. Entusiasta de estos eventos, Lunn los recomienda porque “cambian la visión y aumentan el potencial de todo aquel que participe”.

La creatividad y la innovación que este tipo de certámenes precisan son a la vez la receta que Lunn da para que Paypal haga frente a los competidores que cada año intentan hacer frente a la empresa californiana. Pese a los 137 millones de usuarios de Paypal, propiedad de eBay, otros gigantes tecnológicos como Amazon, Apple o Google han ido desarrollando sus propios sistemas de pago electrónico. “Es bueno tener competidores, te ayuda a crecer y a innovar más rápido”, afirma Lunn. Si bien le gusta la competencia, el desarrollador no duda en calificar irónicamente a la tecnología NFC como Non For Commerce. El porqué de la obsolescencia de la NFC (Near Field Comunnication, en sus siglas en inglés) se encuentra, según Lunn, en que la tecnología “ha rebasado el sistema NFC”. “Ahora lo que se lleva son cosas como el geofencing, la NFC ya tiene 19 años y se debe producir más tecnología nueva”, remacha. La innovación ha llegado hasta el espacio: en junio, la empresa presentó PayPal Galactic, un sistema de pago pensado, de momento, solamente para astronautas, pero que en un futuro se espera que usen los turistas espaciales.

Con los pies en la tierra, Lunn comenta el cambio de hábitos de consumo que han propiciado los sistemas de pago online. Para el consumidor “comprar es más divertido”, afirma Lunn, ya que “se facilita el momento del pago, la peor parte del proceso de compra”. De cara al vendedor, Lunn trabaja en mejorar la ‘e’ del e-commerce y trasladar la tecnología de casa a la tienda y obtener así una mejor experiencia comercial. “En Internet hay muy buenos datos sobre el comprador online que no se tienen en las tiendas. El objetivo es que un cliente pueda mirar, por ejemplo, una pieza de ropa en la red, vaya el día siguiente a la tienda y el vendedor le diga ‘este es el pantalón que miraste anoche, ¿quieres probártelo?’”, explica.

A pesar de que Paypal tiene acuerdos comerciales con entidades proveedoras de tarjetas de crédito, el desarrollo de aplicaciones que permiten pagar a través del teléfono móvil hace que, para Lunn, “ya no se necesiten tarjetas de crédito”. Todo el proceso se hace a través del teléfono. “Miro lo que me gusta en el móvil, me registro como usuario, lo reservo y voy a la tienda, donde ya me conocen previamente y pago con el teléfono”, relata Lunn. Hasta ir a comprar una bebida a la máquina expendedora, una acción común en cualquier empresa, en Paypal se realiza través del teléfono móvil. Para Lunn, “de esta forma no tienes que estar delante de la máquina decidiendo qué comprar, simplemente lo decides y lo adquieres deslizando el dedo por la pantalla”.