Pekín recluta miles de voluntarios para censurar Internet

La medida se añade a la implantación obligatoria de un programa en los ordenadores para controlar el acceso a la Red

Pekín van a reclutar a decenas de miles de voluntarios para finales de este año que tendrán la misión de retirar de Internet los contenidos considerados "lascivos" por las autoridades, según informó hoy el Comité de Mejora Civil de la Capital.

Todos los voluntarios se registrarán con sus nombres reales y estarán bajo el mando del comité, así como de la Oficina de Administración de Internet de Pekín, explica la agencia de noticias oficial Xinhua. Los voluntarios tendrán que informar a las autoridades de la ciudad si han localizado algún contenido de tipo "lascivo" así como si han dado con usuarios que tengan un "comportamiento incivilizado" cuando navegan por Internet. El contenido "lascivo" incluye la violencia, la difamación y cualquier otra información que viole los estándares de la "decencia pública", indica Xinhua. Según el comité, el objetivo de esta campaña es "proteger a los menores de los daños a los que están expuestos en Internet". Las autoridades también están reclutando voluntarios que supervisen en los cibercafés. Así, prohibirán a los menores entrar en estos locales.

Más información

Denuncia a Google

Ayer mismo, el Centro de Información Ilegal de Internet de China denunció la nueva versión que ha sacado el buscador Google para este país, al considerar que distribuye "información pornográfica y vulgar", y anunció que ya ha presentado dos quejas a la empresa. Este departamento pidió a Google que haga una "limpieza" de las páginas a las que se puede acceder con el buscador y también solicitó a las autoridades chinas que sancionen a la compañía. Esta queja se une a la medida tomada por el Gobierno de implantar en todos los ordenadores personales que se vendan a partir del 1 de julio un software con el que se bloqueen automáticamente ciertas páginas web que las autoridades quieren evitar que vean los ciudadanos. El portavoz del Ministerio de Exteriores, Qin Gang, justificó esta medida afirmando que el Gobierno está "obligado" a proteger a los adolescentes de informaciones de este tipo. Alrededor del 48 por ciento de los adolescentes chinos ha visitado páginas web pornográficas, según el Centro de Investigación de la Juventud.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50