Así ha acelerado la vacunación en España para elevar la protección contra ómicron

Las dosis administradas rozan cifras de récord, empujadas por las dosis de refuerzo y por la nueva campaña de inmunización de niños

Dos niñas tras haber recibido la vacuna en Santiago.
Dos niñas tras haber recibido la vacuna en Santiago.ÁLVARO BALLESTEROS / EUROPA PRESS (Europa Press)

La vacunación se ha acelerado drásticamente en dos semanas. La explosión de casos de los últimos días y la incertidumbre que añade la variante ómicron ha empujado la administración de las dosis de refuerzo y la vacunación de los niños de 5 a 11 años, que empezó hace pocos días. A continuación mostramos los datos esenciales de este proceso.

España acelera y está cerca de poner más vacunas que nunca. En la última semana, se han puesto ocho dosis por cada 100 personas, rozando el ritmo récord de julio, cuando se abrió la vacunación a los jóvenes. Hace dos meses no eran ni la décima parte y hace un mes eran la cuarta parte. Después de un otoño en el que fuimos rezagados en relación a Europa, nuestro país ha vuelto a ponerse a la cabeza en dosis administradas.

En Europa se observa un acelerón general, que empezaron Reino Unido y luego Austria, y al que luego han ido sumándose el resto de países.

Un motivo son las terceras dosis. España empezó a dispensar las dosis de refuerzo en octubre, primero en residencias y a personas especialmente vulnerables por patologías previas. Más tarde se aprobó la vacunación para mayores de setenta años, y estos días se vacuna a gente de sesenta. Estas dosis adicionales suponen cerca del 90% de las que se han puesto en noviembre y diciembre.

Las terceras dosis se generalizaron antes en Reino Unido, que ya tiene al 42% de su población con recuerdo. Detrás vinieron Alemania (32%) y Austria (37%), que se movilizaron pronto en otoño frente a sus peores olas de contagios. También destaca Dinamarca, que ha puesto muchas dosis y lo ha hecho muy deprisa (35%).

España ha ido siempre rezagada en esta campaña, al contrario de lo que ocurrió con las dosis estándar. Con un 24% de gente con dosis de refuerzo, España sigue detrás de muchos países europeos, pero ha acelerado en las últimas dos semanas y ahora está administrándolas más deprisa que la media de la Unión Europea.

También se empieza a notar la campaña de vacunación de los pequeños. España comenzó la vacunación de los niños de 5 a 11 años el miércoles pasado, y apenas unos días, según datos del Ministerio de Sanidad, habrían recibido su primera dosis 448.000 niños, el 13,4% de esa franja de edad.

La vacunación ha empezado en otros países europeos, aunque la mayoría todavía no ofrece datos actualizados. Por delante de España solo aparecen Austria (15%) y EEUU (20%), que empezaron esta campaña infantil hace semanas.

Los niños serán vacunados con dos dosis con un intervalo de ocho semanas entre ellas. Un plazo que, según el Ministerio de Sanidad, genera una respuesta inmune mayor y, además, permite avanzar en la administración de al menos una dosis a todo el grupo de edad en un contexto de escasez de suero adaptado para la población infantil. Esto explica por qué de momento las comunidades han iniciado la vacunación con la franja de 11 a nueve años y han dejado al resto para enero, cuando está previsto que llegue una nueva remesa de vacunas.

Una consecuencia es que, si bien después de Navidad los niños que están siendo vacunados habrán desarrollado una cierta protección frente al virus, el efecto será todavía pequeño, pronostica el epidemiólogo y pediatra Quique Bassat. “Hasta febrero o marzo no creo que tengamos un número importante de niños con dos dosis”, afirma Bassat.

Mientras tanto, sigue habiendo millones de personas sin vacunar en todo el mundo. Los países ricos elevamos nuestra protección contra el virus con dosis de refuerzo. En España se han puesto 24 dosis por cada 100 personas, que son más de las que se han puesto en total, contando primeras y segundas, en 58 países del mundo, la mayoría africanos. Hay países enormes como Nigeria, con 200 millones de habitantes, Etiopía o el Congo donde casi nadie está vacunado.


Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS