Cannabis

El Congreso elaborará una propuesta para regular el uso medicinal del cannabis

PP y Vox se oponen a una medida impulsada por el PNV y apoyada por el resto de la Cámara

Plantación legal de cannabis de la compañía Phytocann, cerca de la localidad suiza de Ollon, el pasado mayo.
Plantación legal de cannabis de la compañía Phytocann, cerca de la localidad suiza de Ollon, el pasado mayo.FABRICE COFFRINI / AFP

El Congreso de los Diputados ha dado un primer paso para plantear una posible regulación del uso del cannabis con algunos fines medicinales. La insistencia del PNV, autor de la iniciativa, ha logrado un amplio apoyo a fin de crear una subcomisión de trabajo que se compromete a elaborar una propuesta al respecto en el plazo de seis meses. Toda la izquierda, nacionalistas y Ciudadanos han respaldado la elaboración del estudio, mientras la derecha se ha opuesto a abordar esa regulación que ya se ensaya en varios países europeos y tiene el respaldo de la ONU.

El apoyo del PSOE ha estado precedido de algunas reservas expresadas por la ministra de Sanidad, Carolina Darias, quien advirtió de que la evidencia científica de los usos medicinales del cannabis es aún limitada y que la droga también conlleva riesgos para la salud. Pese a esas reticencias, los socialistas están de acuerdo en elaborar una propuesta tras estudiar las regulaciones que ya existen en otros países y las opiniones de expertos que serán recabadas por la nueva subcomisión.

Más información

Frente a su imagen clásica de partido conservador y confesional, el PNV defiende la legalización general del uso del cáñamo, aunque, por “pragmatismo”, su propuesta se ceñía exclusivamente a las posibles aplicaciones terapéuticas. La diputada nacionalista Josune Gorospe ya había preguntado, el pasado marzo, a la ministra si tenía intención de abordar el asunto. Como Sanidad prefería no tomar la iniciativa, el PNV decidió asumirla y este jueves ha logrado el apoyo del Pleno del Congreso. Ha contado con 206 votos favorables y 141 en contra, los del PP, Vox y cuatro diputados de derecha integrados en el Grupo Mixto.

En la respuesta que dio en su día al PNV, la ministra destacó que ya existen dos fármacos autorizados que usan derivados del cannabis y que, en otros casos, los estudios no han sido “concluyentes”. Darias, pese a todo, se mostró dispuesta a estudiar la cuestión, una postura que han asumido los socialistas sumándose a la propuesta del PNV. En la posición del PSOE ha pesado la decisión de la ONU, a instancias de la OMS, de retirar el cannabis de la lista de drogas y reconocer sus potencialidades terapéuticas. Un estudio patrocinado el año pasado por la industria del cáñamo medicinal calculó que unas 200.000 personas en España podrían recurrir a su uso y que se abriría un nicho de negocio potencial de 3.000 millones de euros anuales.

Cuando se debatió el asunto en la Comisión de Sanidad del Congreso, antes de llegar este jueves al Pleno, el PP ya había expresado su rechazo. Sin negar de forma contundente que el cannabis pueda tener usos medicinales, los populares también destacaron que faltan evidencias científicas y consideraron “inoportuno” plantear este asunto en medio de una pandemia. Vox fue más lejos, desdeñó la iniciativa como un intento de “blanquear la droga” y anunció su “oposición frontal” a cualquier propuesta de legalizarla. Justo lo contrario de lo que propugnaron grupos como el ya citado PNV o ERC.

Como suele ocurrir con muchas cuestiones de contenido social o moral, Ciudadanos se ha desmarcado también del bloque del centroderecha para votar alineado con la izquierda. Ya lo había hecho recientemente en otros temas como la regulación de la eutanasia o el reconocimiento de los derechos de las personas transexuales.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50