La crisis del coronavirus

Los estudiantes de FP podrán titular con menos horas de prácticas en empresas

Educación y las autonomías flexibilizan los plazos de experiencia laboral y permitirán reemplazar estancias en puestos de trabajos por proyectos. 400.000 alumnos deberían ser becarios en este momento

Varios alumnos de un ciclo superior de Formación Profesional del centro Diocesanas, en Vitoria.
Varios alumnos de un ciclo superior de Formación Profesional del centro Diocesanas, en Vitoria.PRADIP J. PHANSE

“Sin las prácticas de FP estoy llevando la vida de un ni-ni después de esforzarme mucho en tener buenas notas". Quien se queja es Esperanza, estudiante de Formación Profesional Superior de Iluminación, Captación y Tratamiento de la Imagen en Badajoz. Este lunes tenía que haber comenzado sus prácticas de tres meses en una productora audiovisual de Cáceres, pero sus planes se han venido abajo con la suspensión de cualquier actividad –para frenar la propagación del coronavirus– y está muy frustrada. Tenía hasta alojamiento buscado en la ciudad extremeña. Para encontrar solución a casos como el de Esperanza, este martes se han reunido la secretaria general de Formación Profesional, Clara Sanz, y los directores generales de FP de las 17 autonomías y han encontrado una solución. Han acordado acortar las prácticas a 210 horas, lo mínimo que exige la ley, para titular. Hasta 400.000 alumnos de estas enseñanzas –de un total de 861.906 matriculados– tenían que estar en estos momentos trabajando en empresas.

La reunión ha sido telemática y ha durado más de cuatro horas. Quienes finalizan estos estudios hasta ahora necesitaban acreditar unas prácticas –de 380 horas entre marzo a junio en los grados medios y unas 400 en los grados superiores– para acceder al mercado de trabajo con un documento que acreditara su preparación. Con el acuerdo, por tanto, se rebajan 170 horas en los medios y 190 en los superiores. Además, el pacto permite convalidar parte de la formación en un centro de trabajo por un proyecto y flexibilizar el plazo para terminar las prácticas, que ya no tendrá que ser antes de junio. “Esta medida extraordinaria deberá ser coordinada con las fechas de celebración de la EBAU [la antigua Selectividad] para permitir que todos los estudiantes que así lo deseen puedan presentarse a la prueba de acceso a la Universidad”, se afirma en el acuerdo.

Hay, además, nuevas fechas para las pruebas de acceso a la FP de grado medio y superior destinadas a personas que no cuentan con los requisitos académicos de acceso a estas enseñanzas. Podrán ser hasta mediados de julio. El Ministerio de Educación se ha comprometido a que “todos los estudiantes de Formación Profesional puedan finalizar su curso académico y lograr la titulación”.

La experiencia profesional determina un 20% de la calificación final de una formación con demanda deficitaria por parte de los estudiantes y que Educación tiene un enorme interés en reforzar. Cuando estos becarios, muy apreciados por los sectores profesionales, acudan por fin a las empresas encontrarán probablemente un contexto muy distinto al previsto: la plantilla habrá sufrido un ERTE en muchas compañías, que deberán repensar sus negocios. España ha duplicado sus alumnos de Formación Profesional en 10 años (son ya el 12%) pero siguen por debajo de la media de la OCDE (26%).

“Creo que es razonable lo que han acordado. En una situación excepcional como la que vivimos en las decisiones que se tomen habrá que pensar en el bien general y en el menor daño posible a las personas y los sistemas. Decir a estos estudiantes que pierden el curso entero o que no pueden acceder a la Universidad no tiene sentido”, opina Francisco García, secretario general de la Federación de Enseñanza de CC OO, el sindicato mayoritario en el sector. “Si vas al mínimo de la horquilla de horas de prácticas estás dentro de ella. Aunque, a lo mejor, hay una situación más excepcional todavía que no podemos imaginar”.

“Si al menos nos dieran las pautas podíamos estar haciendo el trabajo fin de ciclo (TFC) que normalmente lo compatibilizas con las prácticas”, propone Esperanza para este ínterin. “Las reuniones con el tutor pueden ser telemáticas”. Esta alumna cree que los medios se centran demasiado en los estudiantes de 2º de bachillerato –que se preparan de forma online con sus profesores– y se olvidan de su colectivo.

El caso excepcional de la FP Dual

El acuerdo del Ministerio de Educación y Formación Profesional y los gobiernos autonómicos plantea también que se reduzcan las horas obligatorias de los titulados en FP Dual en la que está matriculado solo el 0,4% de los alumnos, pero que es la joya de la corona con una tasa de empleabilidad altísima. Sin embargo, a diferencia de la FP habitual, no se marca el mínimo de horas para titular y eso es debido a la complejidad del sistema. Con la FP Dual hay situaciones muy distintas porque en cada región se ha implantado con unas características, aunque todas se rigen por los principios comunes de un real decreto de 2012. “Las horas de prácticas van desde un mínimo de 670 horas a las 1.000 en Cataluña en el 2º curso. Como hay una gran diversidad de modelos afectará de forma distinta. Por ejemplo, en Andalucía empiezan las prácticas en el primer trimestre de 1º”, explica Guillem Salvans, responsable del programa de FP Dual en la Fundación Bertelsmann, dedicada al fomento de estas enseñanzas con gran implantación en Alemania o Austria.

“Para la Dual hay una gran solución. En los casos en los que no se pueda hacer la formación en una empresa –dado que es imposible en muchos ciclos– puede darse trabajos para que hagan en casa”, sostiene Salvans. “Un aprendiz, si está en una empresa y no funciona –por una u otra parte–, siempre su instituto de FP da una solución académica y le pasa al itinerario tradicional con menos prácticas. Y eso habrá que hacerlo ahora a gran escala, porque a día de hoy no pueden ir a las empresas en esta emergencia”, prosigue. “En Baleares y Aragón, por ejemplo, se exige un contrato laboral, otras comunidades se trabaja básicamente con la beca y en otras no se obliga a retribuir al aprendiz como en Andalucía … Y a partir de cada una de esas situaciones se tendrá que encontrar una solución. Hay que facilitar la titulación en esta emergencia”, insiste el directivo de la Fundación Bertelsmann.

A Salvans no le consta que ningún becario haya seguido acudiendo a las empresas tras decretarse el estado de alarma por la propagación del coronavirus. “Están allí en formación, no ocupan un puesto de trabajo y las empresas lo saben”.


Información sobre el coronavirus

- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

- El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

- Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

- Guía de actuación ante la enfermedad

- En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50