La investigación del ‘caso Marta Calvo’ plantea reabrir la muerte de otra joven que estuvo con el detenido

La Guardia Civil reiniciará el lunes la búsqueda del cuerpo de la valenciana desaparecida tras quedar con el ahora preso Jorge Ignacio Palma

Jorge Ignacio Palma, al entrar en los juzgados de Alzira el viernes.
Jorge Ignacio Palma, al entrar en los juzgados de Alzira el viernes. Monica Torres (EL PAÍS)

Los investigadores de la desaparición de Marta Calvo el 7 de noviembre plantean la reapertura de un caso anterior en el que también se vio involucrado Jorge Ignacio Palma, actualmente en prisión provisional en Picassent por la desaparición de la valenciana de 25 años. Se trata de la muerte de una joven brasileña el pasado mes de abril, que estuvo con el detenido en un prostíbulo del barrio de Ruzafa de Valencia antes de entrar en convulsión y sufrir un ataque, posiblemente provocado por una sobredosis de cocaína. Los médicos dictaminaron que el fallecimiento se debió a un ataque epiléptico agudo.

Más información
El detenido por la desaparición de Marta Calvo asegura que murió tras practicar sexo de riesgo con cocaína
El sospechoso de la desaparición de Marta Calvo confiesa que la descuartizó

Entonces no se apreció delito de tráfico de drogas porque, según señalan fuentes judiciales, se trataría de un consumo compartido "en el ámbito de la intimidad". En la autopsia se halló cocaína en la vagina de la mujer.  Tampoco se le imputó omisión de socorro, porque, si bien Palma se marchó rápidamente de la habitación cuando la joven empezó a sufrir convulsiones, como recogió una cámara oculta, unas compañeras de la brasileña sí la ayudaron. El cuerpo de la brasileña fue repatriado, según fuentes cercanas a la investigación. La Policía Nacional no localizó al colombiano, pero sí la Policía Local de Valencia que, en un control rutinario, lo identificó. Al no tener orden de búsqueda, lo dejaron marchar. 

El caso es que el colombiano de 38 años salió indemne sin ser investigado, a pesar de haber estado en prisión en Italia al detenerle en 2008 con nueve kilos de cocaína de gran pureza y de tener otros antecedentes como desobediencia a la autoridad, e incluso fue juzgado por por tráfico de droga en 2017 en Pamplona. Ese mismo año se le abrió un expediente de expulsión pero fue archivado. Le condenaron a tres años de prisión, aunque su abogada recurrió la sentencia y estaba en libertad provisional, según publica Las Provincias. 

Ahora, el caso de la brasileña cobra una nueva lectura. Los investigadores buscan pruebas incriminatorias. No en vano, el propio Palma parece que ha intentado trazar un paralelismo entre la muerte accidental de la brasileña y la de María Calvo, en su confesión ante la Guardia Civi del pasado miércoles. Con sus antecedentes, reconoció que descuartizó su cuerpo y lo arrojó en varios contenedores para ocultarlo, pero insistió en que la joven murió de forma accidental tras una fiesta blanca de cocaína similar a la anterior. Los investigadores cuestionan esta versión y consideran que se trata de una estrategia de la defensa, mientras no se encuentre el cuerpo de la víctima. Dudan de que muriera de forma accidental.

La búsqueda del cuerpo de Marta Calvo, precisamente, se reanudará el próximo lunes, según han informado fuentes de la Guardia Civil a Efe. Jorge Ignacio Palma está encarcelado en la prisión de Picassent desde este viernes por orden de la jueza de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Alzira, en funciones de guardia.

La causa está abierta por un delito de homicidio, sin menoscabo de que pueda cambiar su calificación en el transcurso de la instrucción. Tras negarse a prestar declaración ante la citada juez de guardia, ésta acordó su ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza. Algunas fuentes apuntan que tal vez este lunes vaya a declarar ante el juzgado número 6 al que le ha tocado el caso.

Sobre la firma

Ferran Bono

Redactor de EL PAÍS en la Comunidad Valenciana. Con anterioridad, ha ejercido como jefe de sección de Cultura. Licenciado en Lengua Española y Filología Catalana por la Universitat de València y máster UAM-EL PAÍS, ha desarrollado la mayor parte de su trayectoria periodística en el campo de la cultura.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS