Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Fiscalía pide cuatro años de prisión al médico acusado de abusar de 20 pacientes por una denuncia anterior

El facultativo ya contaba con varias denuncias anteriores, aunque la mayoría habían sido archivadas

Las Palmas de Gran Canaria
Un médico en un hospital, en una imagen de archivo.
Un médico en un hospital, en una imagen de archivo.

La Fiscalía pide cuatro años de prisión para un médico de 65 años del centro de salud de Canalejas, ubicado en la capital grancanarina, por un delito de agresión sexual cometido en agosto 2016. Ya contaba con denuncias anteriores. La mayoría habían sido archivadas, sin embargo, una siguió su curso en la Ciudad de la Justicia de Las Palmas de Gran Canaria y está a la espera de que el juez dicte apertura de juicio oral. El escrito de calificación del Ministerio Público acusa al facultativo de aprovecharse de una paciente que acudió a su consulta y a la que “con evidente ánimo lascivo”, le dijo creer que necesitaba un masaje.

Tras colocarse detrás de ella – continúa el escrito – la agarró de los hombros y los movió de forma circular hasta lograr que sus brazos se colocaran de forma que “frotaran su pene”. “Este hecho lo hizo agarrándole los brazos de forma firme, lo que impidió que pudiera zafarse”, apostilla.

Se trata de una denuncia anterior a la registrada el 30 de noviembre de 2018, que puso en marcha una investigación por parte de la Policía Nacional. Los agentes llegaron a detectar 99 casos de mujeres que decidieron cambiar de facultativo tras pasar por la consulta del acusado, pero fueron 20 las que terminaron por relatar los mismos hechos. Sus presuntos y reiterados tocamientos durante el tiempo en que acudían al centro de salud, de los que no habían hablado antes por miedo en unos casos y vergüenza en otros.

El acusado fue detenido y prestó declaración ante el juzgado de guardia el pasado 1 de enero, que posteriormente acordó dejarlo en libertad provisional y emitir un oficio a las autoridades sanitarias para prohibirle de manera inmediata ejercer la medicina en centros públicos y privados.

La Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias asegura que ha suspendido cautelarmente de empleo y sueldo al médico de familia y que puso en conocimiento de la autoridad judicial las quejas desde que tuvo conocimiento de su existencia.

Tocamientos delante de su nieta

La investigación iniciada a finales del pasado año continúa su trámite en el Juzgado de Instrucción Número 3 de la ciudad capitalina. Según publica el periódico Canarias7, una de las presuntas víctimas relató a los agentes que decidió cambiar a su médico de cabecera al no mejorar de un cuadro de asma y ansiedad que sufría desde hacía años.

En una ocasión, siempre según su versión, el facultativo la dejó para el final y, tras pasar a su consulta cerró la puerta, algo que no solía hacer. Entonces relató cómo le dijo que no se sentara, y comenzó a masajearle la espalda y los pechos por debajo de la ropa, además de las zonas íntimas por encima del pantalón.

Contó también que cogió sus manos para que restregara sus genitales, mientras le susurraba al oído “tranquila, dos minutos más”. Pese a que en una ocasión decidió ir acompañada por su nieta, la provocación continuó. “Tranquila, relájese, dos minutos más, dos minutos más, no importa que la niña llore”, reproduce el medio local.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información