Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Halladas muertas más de 30 rapaces bajo una línea eléctrica en Albacete

Especies como el águila imperial (en peligro de extinción), águila real, búho real o milano, entre los restos

Un águila perdicera electrocutada cuelga del apoyo de un tendido eléctrico.
Un águila perdicera electrocutada cuelga del apoyo de un tendido eléctrico.

Agentes medioambientales de Castilla-La Mancha se toparon ayer al realizar una inspección de un tendido eléctrico en la comarca de Bazalote (Albacete) con más de 30 cadáveres de aves rapaces, según los primeros datos. Entre ellas, se encuentran restos de ejemplares de gran porte y de especies protegidas como el águila imperial (en peligro de extinción), águila real, búho real o milano. Algunos de los restos son óseos por lo que pueden llevar más de un año muertas, advierte un portavoz de la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural de la Junta de Castilla-La Mancha.

Los trabajos de inspección continuaban este jueves, por lo que el Gobierno regional no ha recibido todavía el informe definitivo, advierten las mismas fuentes. En el caso de que se confirme su electrocución, el Ejecutivo pondrá en marcha un expediente sancionador contra los responsables.

Julia Giménez de la Sociedad Albacetense de Ornitología (SAO) explica que los ejemplares han aparecido en el interior de una finca que se encuentra vallada habitualmente a la que no se puede acceder. "Desgraciadamente, en Albacete contabilizamos sobre unos 200 ejemplares de electrocuciones de aves al año", explica. En 2018 ya han registrado la muerte por ese motivo de  tres águilas imperiales, una perdicera, y tres reales; 25 búhos reales y 12 ejemplares de águilas calzadas y culebreras, entre otras.

A pesar de los datos, Giménez aclara que la delegación de Agricultura de Albacete se encuentra muy implicada en revisar los tendidos y en sacar adelante los expedientes sancionadores cuando procede. Desde la consejería explican que este año se va a invertir 2,5 millones de euros en reparar los tendidos, aunque no les corresponde a ellos, sino a la compañía eléctrica. En este sentido, el Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha ratificó en mayo una sanción de 100.001 euros a Iberdrola Distribución Eléctrica por una “infracción muy grave” por la electrocución de un águila imperial ibérica en uno de sus postes en el término municipal de La Herrera (Albacete), después de que el Ejecutivo regional abriera un expediente sancionador. Se trató de la primera sentencia firme en España contra una compañía eléctrica por la electrocución de aves..

Los postes que soportan las líneas eléctricas causan la muerte por electrocución de, al menos, 33.000 rapaces al años, según un informe oficial del gobierno. La investigación alerta de que es la principal causa de mortalidad en varias especies en peligro de extinción, como el águila imperial ibérica, el águila perdicera y la avutarda hubara canaria.

 

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >